Argentina expande el control monetario al bitcoin

By: Belén Marty - @belenmarty - Jul 10, 2014, 2:09 pm

EnglishCon el objetivo de prevenir el delito de lavado de activos y el financiamiento del terrorismo, la Unidad de Información Financiera (UIF) de Argentina ordenó a las entidades financieras reportar las transacciones realizadas con monedas virtuales, como lo establece la resolución 300 publicada hoy en el boletín oficial.

La normativa reconoce al bitcoin como un negocio en expansión que ha cobrado relevancia económica en los últimos tiempos. Sin embargo, explica el documento, estas monedas virtuales son un riesgo para el sistema de prevención de lavado de dinero y que por ello se les debe “prestar especial atención” y realizar un “seguimiento reforzado”.

El ente liderado por José Sbattella define a estas monedas como “representación digital de valor que puede ser objeto de comercio digital y cuyas funciones son la de constituir un medio de intercambio, y/o una unidad de cuenta, y/o una reserva de valor”, pero hace hincapié en el hecho de que estas no son de curso legal ni se encuentran respaldadas por ningún país o jurisdicción.

El artículo 4 dispone la obligación de los sujetos alcanzados por la norma—bancos, agencias de cambios, sociedades de bolsa, y otros incluidos en la Ley Nº 25.246— de reportar mensualmente todas las operaciones realizadas con monedas virtuales que se realicen a partir del primero de agosto de 2014.

La clave está en el artículo 15 ter, allí se indica que “los Sujetos Obligados (…) deberán informar, a través del sitio www.uif.gob.ar de esta UNIDAD DE INFORMACION FINANCIERA, todas las operaciones efectuadas con monedas virtuales. Los reportes a que se refiere el párrafo precedente deberán efectuarse mensualmente, hasta el día QUINCE (15) de cada mes, a partir del mes de septiembre de 2014 (…)”.

Con esta medida, la UIF intenta establecer localmente los estándares delineados por el Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI) para abordar los riesgos que existen cuando se establecen transacciones con estas monedas, entre los cuales se encuentra el anonimato, pues esta “impide la trazabilidad nominativa de las operaciones”.

¿Es positiva para el bitcoin esta resolución?

Bitcoin tiene presencia física en Buenos Aires a través del Espacio Bitcoin Buenos Aires
Bitcoin tiene presencia física en Buenos Aires a través del Espacio Bitcoin Buenos Aires. (Bitcoin Buenos Aires)

Franco Amati, cofundador de Espacio Bitcoin Buenos Aires, lugar de encuentro para la comunidad Bitcoin y coworking para emprendedores o startups, le adelantó a PanAm Post que han mantenido reuniones con personal de la UIF dado el interés de este ente en conocer cómo funciona la tecnología detrás de las monedas virtuales.

“Lo que hoy informan ellos es que, para los sujetos obligados legalmente (instituciones financieras, inmobiliarias, etc.), las operaciones en bitcoin deben tratarse como el resto de las ya existentes. Lo que están reconociendo entonces es que las monedas digitales son un medio válido como cualquier otro para realizar operaciones de gran tamaño (aquellas a las que interesan a la UIF)”.

El emprendedor expresó que esta normativa no significa que bitcoin pierda su “reconocida libertad y privacidad financiera, sino que un conjunto bien definido de operadores, que ya estaban sujetos a las reglamentaciones de la UIF, deben seguir respetándolas aún cuando utilizan monedas digitales. Es una situación regulatoria similar a la que se viene dando en la mayoría de los países”, explica Amati.

La resolución, para Amati, reduce la incertidumbre a bancos y otras instituciones financieras, ya que ahora tienen el panorama más claro para ofrecer servicios basados en la tecnología.

Para Carlos Maslatón, analista financiero de Argentina, esta resolución posee una sola cosa positiva: El hecho de que el gobierno argentino reconozca al bitcoin como moneda en el artículo 2 de la resolución.

“El segundo punto más allá del reconocimiento del bitcoin [y otras monedas virtuales] es el reporte de las operaciones que realicen. Esto es lo negativo de esta resolución. Necesitan saber las operaciones que se hagan como parte de la manía registradora del Estado moderno, especialmente del Estado argentino”, indicó.

Además, el analista señaló que “perfectamente puede haber una venta de un inmueble con bitcoins o uno podría cancelar la cuenta en un bar que acepte bitcoins con esta moneda, pues no está prohibida. Podrían perfectamente hacerme una factura”.

Maslatón resalta que solo deben reportar a la UIF las entidades explícitamente mencionadas en el Artículo 20 de la Ley 25.246, y cree que en la práctica se le prestará atención solo a las transacciones de gran volumen. Sin embargo, la lista es extensa e incluye bancos, casas de cambio, juegos de azar, sociedades de bolsa, intermediario en acciones, cheques de viajero, empresas de caudales, despachantes de aduana y los profesionales de ciencias económicas.

Belén Marty Belén Marty

Periodista nacida en Buenos Aires. Vivió en Guatemala, Estados Unidos, Emiratos Árabes Unidos y Jordania. Actualmente está cursando una maestría en Economía y Ciencias Políticas en ESEADE. Ferviente defensora de la libertad. Síguela en Twitter: @BelenMarty.

El Mundial es una fiesta para todos, excepto para los brasileños

By: Adam Dubove - @dubdam - Jul 10, 2014, 1:16 pm

Brasil, tierra de fútbol y samba, se paralizó ante cada partido del Mundial durante las pasadas tres semanas. Esta frase hecha no deja de ser una realidad, las diferentes sedes se convirtieron en verdaderos desiertos los días en los que se celebraban partidos. Las ciudades vacías son consecuencia de una de las tantas exigencias de la FIFA incluidas en la resistida Ley General sobre la Copa del Mundo. El organizador del Mundial demandó que se decrete feriado los días de partido en las distintas sedes. Los días en los que Brasil jugó sus partidos el feriado se aplicaba a todo el país. Este requisito, impuesto por la FIFA, agravó aun más las consecuencias económicas de la organización del torneo. A pesar de los auspiciosos beneficios económicos prometidos antes de la organización del torneo, la realidad es que la organización de eventos deportivos de gran escala suele terminar en descalabros económicos. Si los más de 11 mil millones de dólares desembolsados en la organización del torneo mundialista causaron protestas generalizadas en todo el territorio brasileño, las huellas en la economía que dejará el Mundial serán —por lo menos— motivo de discusión y análisis en aquél país. La huella que dejará en la economía la competencia global será todavía más profunda. El impacto de los “feriados FIFA”, que dejaron al mes de julio con tan solo 17 días laborables, afectó a las grandes industrias y a los pequeños comerciantes por igual. Según un informe de América Economía, la Federación de Industrias del Estado de São Paulo informó que cada día no laborable representa una pérdida de US$3.610 millones para la industria brasileña. La disminución de un 23,3% en la industria automotriz es otro ejemplo del impacto del Mundial en la productividad del país gobernado por Dilma Rousseff. La debacle económica se expande por todos los sectores y promete acrecentar el ya de por sí panorama desfavorable para la economía brasileña. "Desde principios de año, los proyectos están atrasados, todos postergan las cosas hasta después del Mundial. Y ahora que casi todos los días son feriados, es totalmente imposible hacer algo", dice, furiosa, Katia Andrade, vendedora en una compañía de almacenamiento de datos. Es que el impacto alcanza a todos por igual. Desde el Sindicato de Tiendas de Comercio del municipio de Río de Janeiro señalaron que las pérdidas ascenderán a US$869 millones durante los días de partido. Los feriados por el torneo no son los únicos. En Brasil, un país con organización federal, cada estado tiene sus propios feriados locales que se suman a los nacionales. Por ejemplo, en Salvador de Bahía, al norte del país, durante la celebración del mundial —del 12 de junio al 12 de julio— apenas hubo cuatro días de trabajo completos. Una situación insólita, que afecta la productividad y sin dudas impacta en la economía del país. Los brasileños fueron advertidos. El entusiasmo inicial por la organización de la Copa del Mundo se fue desvaneciendo a medida que se acercaba la fecha del pitido inicial. En 2010, cuando el Banco Central de Brasil realizó el primer estudio del impacto del Mundial 2014, pronosticó un crecimiento de la economía de un 7,5%, dos años mas tarde la cifra se había reducido hasta llegar a un 0,9%. No sorprenderá si dentro de algunos meses los resultados económicos del torneo siguen la suerte de la canarinha. Un futuro auspicioso que se terminó frustrando a mitad de camino y con un desenlace lamentable.

Boletín electrónico

¡Recibe lo último de PanAm Post por correo electrónico!

Nunca compartiremos tu correo electrónico con nadie.