Virales

Newsletter

El desafío de Macron: reducir el gasto público de Francia al menor nivel en 10 años

Por: Diego Sánchez de la Cruz - Dic 8, 2017, 4:35 pm
Emmanuel Macron
El encargado de llevar a cabo estos recortes será el ministro de Finanzas, Bruno Le Maire, cuya carrera política ha estado vinculada a la derecha gala. (Youtube)

Emmanuel Macron no atraviesa un momento fácil. Su popularidad ha bajado notablemente a lo largo del verano, pero el nuevo mandatario galo no está por la labor de rectificar su programa de reformas. Un primer ejemplo de su determinación fue la apuesta por la desregulación que hizo en julio, aperitivo de la reforma laboral que impulsó entre agosto y septiembre.

Ahora, Macron se dispone a abordar un problema crónico de la economía francesa: el enorme tamaño de sus administraciones públicas. En las tres últimas décadas el Estado galo ha acumulado déficit presupuestario tras déficit presupuestario, cebando una deuda cada vez más alta y trasladando al sector privado la idea de que los impuestos altos son irreversibles.

Pero el nuevo presidente quiere cambiar el rumbo de la historia y se dispone a aprobar un programa de recortes que, a lo largo de la próxima legislatura, puede llevar el gasto público a niveles que no se registraban desde hace una década. Una apuesta compleja en un país en el que el Estado consume más del 57 % del PIB.

Bruno Le Maire, el hombre clave

El encargado de llevar a cabo estos recortes será el ministro de Finanzas, Bruno Le Maire. Nacido en Neuilly-sur-Seine, su carrera política ha estado vinculada a la derecha gala. Entre 2009 y 2012 ocupó la cartera de Agricultura bajo las órdenes del primer ministro François Fillon. Dos años después, en 2014, intentó asumir el liderazgo de su partido, pero Nicolas Sarkozy salió airoso del pulso.

Pese a la derrota, su nombre estuvo encima de la mesa en 2016, cuando Los Republicanos celebraron las primarias que sirvieron para elegir a su candidato al Elíseo. Le Maire no se animó a participar y trabajó codo con codo con François Fillon, nominado como candidato presidencial. Sin embargo, los escándalos que rodearon a Fillon en la recta final de la campaña hicieron que Le Maire dimitiese, abriendo la puerta a un acercamiento con Macron.

 

El salto al movimiento del nuevo presidente llegó en mayo, cuando Le Maire pidió el voto por Macron y defendió la necesidad de apoyar una vía reformista como respuesta al auge del Frente Nacional. Tras salir reelegido como diputado para la Asamblea Nacional, asumió el cargo de ministro de Economía en el nuevo gabinete galo, que dirige Edouard Philippe, también llegado de las filas de la derecha.

Según ha explicado Le Maire, el plan que ha trazado Macron pasa por llevar el gasto público del 57 % al 54 % del PIB entre 2017 y 2018. “Somos el país desarrollado con un mayor nivel de gasto público”, recordó Le Maire en una entrevista con France 2 que sirvió para presentar sus planes de ajuste.

  • Lea más: Trump estaría dispuesto a regresar al Acuerdo de París, según presidente de Francia

Primeros pasos

Macron ya ha dado su visto bueno al plan para los dos próximos años, pero el mandatario también ha dado instrucciones para que el gasto siga bajando durante el resto de la legislatura. El objetivo, sin duda simbólico, es cerrar su periplo presidencial con un objetivo de gasto inferior al 50 % del PIB, lo que conllevaría recortar los presupuestos a los niveles registrados hace una década.

Diego Sánchez de la Cruz Diego Sánchez de la Cruz

Diego Sánchez de la Cruz es analista político y económico en medios de comunicación españoles y profesor en IE University. Síguelo en Twitter: @DiegoDeLaCruz.