Congresista fujimorista dice que su sueldo de 4.700 dólares “no le alcanza”

Para la parlamentaria peruana, Leyla Chihuán, su salario es insuficiente para el ritmo de vida que lleva, y que no vive enteramente de lo que gana en el Congreso

171
Chihuán, del partido Fuerza Popular, fue recientemente criticada por la revelación de una conversación donde organizaba un ataque al fiscal que investiga a Keiko Fujimori y a su partido. (YouTube)

 

Lima, 25 oct (EFE). – La congresista peruana Leyla Chihuán, del partido fujimorista Fuerza Popular, recientemente criticada por la revelación de una conversación donde organizaba un ataque al fiscal que investiga a Keiko Fujimori y a su partido, señaló que su sueldo de 15.600 soles (unos 4.700 dólares) “no le alcanza”.

En una entrevista a la radio peruana Exitosa, replicada en más medios locales, Chihuán afirmó que su motivación de estar en el Congreso “no es económica” y que trabajaría en este “ad honorem” porque “no vive enteramente de lo que gana en el Congreso”.

“Yo tengo lo que tengo desde antes de entrar al Congreso. Mis hijos están asegurados desde antes de entrar al Congreso. Yo no vivo enteramente de lo que se gana en el Congreso”, apuntó Chihuán, exjugadora de la selección peruana de voleibol.

Los 130 congresistas en Perú reciben 14 sueldos de 15.600 soles (unos 4.700 dólares) además de otras sumas por “gastos de representación” como los 7.617 soles (unos 2.300 dólares) para viajes y 2.530 soles (unos 760 dólares) para viáticos, entre otros conceptos.

“Para el ritmo de vida que llevo, no me alcanza. Entonces, en el Congreso yo hago una gran labor, y no solo en Lima sino también en el interior del país”, agregó Chihuán.

Chihuán, de 43 años, es congresista desde 2011 por el partido político de Fujimori, quien actualmente afronta un requerimiento para ingresar en prisión preventiva por presunto lavado de activos por supuestamente haber ocultado hasta un millón de dólares donados por la empresa brasileña Odebrecht para su campaña electoral de 2011.

En ese contexto, la exvoleibolista fue criticada esta semana por una conversación publicada del chat que mantenía el núcleo duro del fujimorismo en el que ella alienta una campaña contra el fiscal contra el lavado de activos José Domingo Pérez, encargado de investigar a Keiko Fujimori.

Comentarios