Virales

Newsletter

“Expresarnos en la Cumbre derrumba el discurso del Gobierno cubano”

Por: Elisa Vásquez - @elisavasquez88 - Abr 7, 2015, 12:55 pm
ft-eliecer-avila-en la Cumbre
“El Movimiento Somos Más busca convertirse en un partido político y participar en elecciones democráticas en Cuba. Hoy es ilegal hacerlo”, sostiene Eliécer Ávila. (PanAm Post)

EnglishLa oposición cubana se estrena este año en la VII Cumbre de las Américas, con la primera participación de su país en el encuentro de jefes de Estado de la OEA.

Al menos 10 activistas de movimientos que exigen reformas democráticas en la isla viajaron a Panamá, invitados por la Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia. Pretenden, entre otros fines, influir en la presión internacional para que el régimen de los hermanos Castro permita cambios en la isla, que no ha tenido elecciones libres y confiables desde 1948.

La mayoría de los activistas lo harán desde foros paralelos a la Cumbre, y no participarán en los Foros oficiales del evento. “No pudimos llenar el extenso y complicado formulario para acreditarnos. Hacerlo costaría unos US$200 en Cuba y tenemos un salario de $20”, explica Eliécer Ávila, de 29 años, y miembro del movimiento cubano Somos Más.

Pero para el disidente, hacer frente al régimen de los Castro desde los eventos de la sociedad civil, ya es un logro. Explicó a PanAm Post que no recuerda mejor oportunidad en la Historia para que los ciudadanos cubanos pudieran expresarse en un ámbito internacional.

Dirige el movimiento Somos Más, ¿cuál es su fin?

Somos un movimiento conformado por un grupo de personas que, independientemente de su ideología, creen que son necesarios ciertos cambios. Por ejemplo, tanto los comunistas como los no comunistas pensamos que hace falta internet libre para todos los cubanos; creemos que un salario de $20 al mes es un insulto al trabajo; creemos también que debemos acceder libremente a todos los medios de información que existen en el mundo, y que en Cuba no se pueden ver ni escuchar.

Con esas ideas hemos reunido demandas en economía, educación y salud, con respecto al Ejército, a la gobernabilidad; y en base a eso estamos convocando a los jóvenes a sumarse y a hacer fuerza para que estos cambios se den. No es el momento para dividirnos, creemos que es el momento para lograr un cambio democrático que luego nos permitirá a cada quien ejercer la libertad política como la entienda.

¿Cree que los foros paralelos causarán algún impacto real en los resultados de la Cumbre de Jefes de Estado?

Yo creo que debemos agradecer a las autoridades panameñas por esta oportunidad que es histórica, yo no recuerdo otras cumbres donde se haya expresado una voluntad igual y el deseo de escuchar tanto al Gobierno de Cuba como a la sociedad civil independiente. Hemos acudido a Panamá con un espíritu de diálogo, de inclusión, de debate y de compartir y conocer al resto de los jóvenes de América Latina, y conocer cuáles son sus problemas y sus modos de vida.

Llegamos con el espíritu de demostrar que desde Cuba no solo podemos quejarnos sino que también podemos colaborar, muy por el contrario de lo que el Gobierno diga y denuncie, de que queremos sabotear la Cumbre. No son más que intentos de acallar nuestra voz acá.

Si vamos a la historia de los últimos años, los únicos que han saboteado, atacado personas, que han tildado, ofendido y arrebatado micrófonos, son precisamente las personas que ha movilizado el Gobierno cubano en cada país latinoamericano donde un disidente político ha intentado hablar respetuosa y profesionalmente. Como el caso de Yoani Sánchez. Cuando ella salió de Cuba por primera vez después de 21 solicitudes, adonde quiera que llegaba la embajada cubana organizaba una turba de jóvenes en su contra; fue realmente escandaloso el mal aspecto que estas personas causaron.

Yo creo que Panamá no debe preocuparse por nosotros, sino por esas personas al servicio del Gobierno de Cuba.

Entonces, poder difundir en América su mensaje, ¿es ya para ustedes un logro?

El hecho de que los cubanos nos podamos expresar acá derrumba de alguna manera el discurso del Gobierno cubano de que nosotros no somos más que asalariados del “Imperio” o personas sin cultura, sin propósito y sin pensamiento, que no proponemos nada. Toda esa campaña, no solo al interior de Cuba sino en América Latina, ya ha ganado el respaldo de muchos países que engañados, han respaldado al Gobierno de Cuba.

Yo creo que derribar esos mitos con una participación de lujo es muy importante de cara a la imagen internacional de personas que aspiramos hacer política en Cuba y que lo decimos abiertamente sin ningún problema. El movimiento Somos Más aspira ser un partido político y a competir en unas elecciones democráticas en Cuba; lo que pasa es que hoy es ilegal hacerlo.

¿Tienen planificadas otras actividades en Panamá?

Además de este foro, participaremos en paneles y actividades específicas que van más allá de la política.  Va a venir un colectivo de artistas cubanos, ellos dicen que son “artivistas” porque desde el arte hacen activismo político. Vamos a tener un concierto con músicos censurados en Cuba que no tienen espacios para ofrecer su arte, con canciones inspiradas en lo que se vive en Cuba.

¿Haber venido a los eventos de la Cumbre les ha creado algún tipo de problema?

Recibimos muchas amenazas. Sinceramente muchos pensamos que no saldríamos del aeropuerto. Se usó la estrategia de venir por un tercer país, de viajar con días de antelación. Nos quedamos en casa de unos amigos en Costa Rica y esperamos a que llegara el momento de venir a Panamá para evitar una detención en Cuba.

Entrando a Panamá estuvimos detenidos por un lapso de más de dos horas, y fuimos interrogados por las autoridades panameñas; nos dimos cuenta de que tenían información totalmente errada de nuestras intenciones en territorio panameño. Cuando comprobaron que somos personas decentes, honorables y que además todas las actividades que venimos a realizar están dentro del marco del espíritu de la Cumbre, pues nos dejaron entrar y nos pidieron disculpas.

De hecho se ha adjudicado una disculpa pública por parte de la Cancillería de Panamá por este inconveniente. Nosotros ya olvidamos eso, era un deber decirlo porque sucedió, pero hoy estamos en función de aportar a la Cumbre.

Con la contribución de Sabrina Martín.

Elisa Vásquez Elisa Vásquez

Elisa Vásquez es periodista venezolana con experiencia en las fuentes sociales y comunitarias. Está especializada en Educación para los Derechos Humanos y Acción Solidaria Internacional, y reporta desde la Ciudad de Panamá. Síguela en Twitter a través de la cuenta @elisavasquez88.