Avior retira de su flota al Airbus A340 que ahora es propiedad del régimen de Maduro

El régimen de Maduro utilizará la aeronave para volar sin escalas a Irán y otros destinos para proceder con sus negocios ilícitos evitando riesgos de arrestos.

Aerolínea venezolana Avior prohibida de volar a Europa
El régimen de Maduro adquirió el Airbus A340 que era propiedad de Avior. La tiranía chavista lo utilizaría para viajar sin escalas a Irán y a otros países aliados. (Archivo).

A raíz de la detención de Alex Saab en Cabo Verde, según contó hace días una fuente al PanAm Post, el régimen de Maduro optó por adquirir un avión con la suficiente autonomía para viajar hasta Irán sin escalas. Esa aeronave será el Airbus A340, de matrícula YV3292, cuya última compañía fue Avior.

Descripciones específicas del avión: 340-300 de Avior, serial fabricación número 199, que tiene un rango de viaje 13.500 Km con capacidad de peso máximo de despegue de 275 toneladas.

Una fuente cercana a la negociación entre ambas partes mostró pruebas al PanAm Post de que el presidente de Avior, Juan Bracamonte, ordenó al vicepresidente de mantenimiento retirar el Airbus A340 porque “ya no pertenece a Avior”. Esta información es de un chat interno de Avior y la fuente aseguró que este Airbus ya está en poder el régimen de Maduro y que este será utilizado para sus fines ilícitos.

«José, vamos a retirar el YV3292, ya no le pertenece a Avior», dijo el presidente Brancamonte. El vicepresidente de mantenimiento le respondió: «Recibida la información, se actualizará el estatus de disponibilidad de Flota Avior Airlines».

En una nota anterior, el PanAm Post informó sobre las intenciones del régimen reveladas por una fuente que prefiere mantenerse en calidad de anonimato: “Están buscando comprar aeronaves de largo rango con gran capacidad de carga para reforzar el puente aéreo con Irán que es el principal receptor del oro y el uranio”.

El PanAm Post también reveló que, quiénes participaron de las reuniones de Avior con el régimen, fueron los directores y accionistas Jorge Añez, Jorge Luis Añez y el mismo Juan Bracamonte.

La idea de adquirir aeronaves con capacidad de realizar vuelos de gran alcance es para no tener que cargar combustible haciendo escalas, y así no volvería a suceder un contratiempo similar al caso de Alex Saab, el testaferro de Nicolás Maduro y Tareck El Aissami, que ahora está detenido en Cabo Verde y enfrenta un proceso de extradición a los Estados Unidos.

Es importante recalcar que la periodista venezolana Maibort Petit también informó sobre la compra del Airbus por parte de la tiranía y señaló que los itinerarios incluirían, además de Irán, Rusia, Turquía, “otro destino directo sin escalas para evitar el riesgo de captura”.

Las condiciones de la compra por parte de Avior son dos: 1. Que cualquier imagen que relacione al avión con Avior sea completamente removida antes de salir de Venezuela. 2. Ante la escasez de divisas que padece el régimen, el pago debía realizarse en especies, es decir, mediante créditos en combustible y créditos con otras entidades del régimen.

Esta transacción entre Avior y el chavismo sería un gran favor por parte de la aerolínea venezolana a la tiranía que necesita mecanismos para evadir sanciones y esconder sus negocios criminales con Irán y aliados. Además, es una forma práctica de evitar las escalas que desencadenen en más arrestos de miembros clave del régimen.

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento