FARC «vendieron» territorios colombianos a grupos criminales: investigador

10
Menciona el investigador que el grupo guerrillero de las FARC operaba en el país en 242 municipios. (Twitter)
Menciona el investigador que el grupo guerrillero de las FARC operaba en el país en 242 municipios. (Twitter)

En declaraciones para el diario El Tiempo, el investigador y subdirector de la Fundación Paz y Reconciliación, Ariel Ávila, dijo que las “Zonas de las Farc las coparon bandas comprando franquicias”.

Menciona el investigador que el grupo guerrillero de las FARC operaba en el país en 242 municipios, que sumados a los 99 municipios del ELN se tiene una cifra de 341 municipios que tenían presencia guerrillera.

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario

“Lo que pasó en enero desde los puntos de preagrupamiento es que las FARC pasaron de operar en esos 242 municipios y se concentraron en 26 veredas, de tal forma que desocuparon un poco más del 98 por ciento del territorio donde operaban.”

Contribuya hoy al PanAm Post con su donación

 

Señala de la doble estructura del cuerpo guerrillero; por una parte, existe la cara depredadora “que es el tema de reclutamiento, de la extorsión, del secuestro, de combates con la Fuerza Pública” y, por otro lado, una estructura de poder paralela al Estado, “una cara que es lo que este país urbano nunca ha conocido: montaron un sistema paralelo de administración de justicia y seguridad.”

El investigador Ávila califica esta estructura paralela de las FARC como “un sistema de regulación déspota, autoritario, pero eficiente.”

Asegura que este tipo de sistema definía y regulaba conflictos sociales, incluso tales decisiones pueden ser jurisdiccionales

“En El Doncello, Caquetá, existe una señora llamada Marta en una vereda que no voy a nombrar. El esposo se fue con otra mujer, y se llevó las cabezas de ganado. La señora acudió a donde un hombre de la ‘Teófilo Forero’, llamado ‘Camilo el Argentino’, a quejarse de que su esposo se había ido y no tenía cómo alimentar a sus hijos. Camilo el Argentino mandó a buscar al señor, lo encontraron en San Vicente del Caguán, a dos horas, y le dijeron: “Señor, usted se llevó ocho cabezas de ganado, me hace el favor y vende cuatro y mañana venimos por la plata. O no respondemos”. Dos días después fue el miliciano y el señor le tenía la plata, se la llevó a Camilo el Argentino, quien se la entregó a la señora. Todo en una semana.”

En Colombia, este proceso judicial tardaría hasta 2 años en resolverse. Lo que estaría haciendo las FARC sería un proceso de “inasistencia alimentaria FAST TRACK.” Haciendo alusión a los debates reducidos que fueron objeto el Acuerdo Santos-FARC.

Añade otro caso en que las FARC resuelven conflictos sociales, en este caso una violación

“El caso de una violación de un señor de 27 años a una niña de 11 años. Se hace un ‘consejo de seguridad’ de las FARC, y reunidos con la comunidad, en algo muy arbitrario, en cosa de horas deciden fusilar al señor. No hubo presunción de inocencia, no hubo debido proceso, pero es una justicia a la cual la gente se acostumbró.”

Incluso se conocía al frente 21 de las FARC como “juzgado 21” imponiendo la ley en el territorio. Esto se debe a la falta de presencia del Estado en el que el grupo guerrillero tomaba control.

Relata el investigador Avila,

“Una campesina, la semana pasada que estuve por allá, me decía: Doctor, lástima que se acabó el ‘juzgado 21’ ”. Claro, era un sistema de regulación social. Regulaba desde las infidelidades hasta la toma de trago después de las 10 p. m.”

“A estos casos, que se llama conflictividad horizontal o conflictos de convivencia, que no requieren una fuerza pesada, sino un sistema de regulación o mediación de conflictos.”

Afirma el daño que hace las economías ilegales derivadas de la regulación hecha por las FARC en relación a los cultivos ilícitos.

“De esos 281 municipios, 190 tienen presencia de economías ilegales, como cultivos de coca, minería criminal o contrabando.”

Menciona que hubo un afán por parte del Gobierno Nacional en firmar el Acuerdo, sin mediar las implicaciones territoriales y sociales que acarreaban desmontar la estructura narcopolitica de las FARC.

“Cuando fueron los ministros Cristo, Pardo, y la Canciller, se abordó todo, pero no se alcanzó a preparar nada. A lo último se aceleró tanto que esos temas, que además estaba previsto abordar al final, nadie los trató. Y lo segundo que pasó, y esto lo digo también con mucho respeto, es que los funcionarios medios del Gobierno creen que posconflicto solo es desmovilizar a las FARC sin dimensionar el territorio.”

Por último, dice que zonas como el Choco fueron ocupadas por el ELN al igual que zonas de Arauca y el Catatumbo. A estas ocupaciones se suma el Clan del Golfo, que fueron siguiendo los pasos de las zonas que se encontraban sin presencia de las FARC

“El norte del Chocó, el Bajo Cauca antioqueño y, en general, en todo el Pacífico, que son zonas que no se coparon de forma tradicional. No se las tomó un contingente que dijo ‘camine pues vámonos a conquistar todo’. Lo que hicieron fue vender franquicias.”

 Fuente: El Tiempo

Contribuya hoy al PanAm Post con su donación

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento