A seis años del TLC Colombia-EEUU: Grandes beneficios y muchos desafíos

En los últimos años Estados Unidos ha sido el principal inversionista extranjero en Colombia

463
Colombia es un socio estratégico de Estados Unidos, sin embargo, el sexto aniversario del TLC entre ambos países se celebra en medio de aires proteccionistas. (Archivo)

Este 15 de mayo se cumplen seis años de la entrada en vigencia del Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Colombia y Estados Unidos. Analistas y empresarios reconocen que el acuerdo comercial ha sido favorable y resaltan que queda mucho por hacer.

¿El acuerdo ha sido positivo?

Colombia es un socio estratégico de Estados Unidos, sin embargo, el sexto aniversario del TLC entre ambos países se celebra en medio de aires proteccionistas como los mensajes de Donald Trump sobre aranceles para acero y otros metales, señaló a PanAm Post el economista Luis Alberto Rodríguez.

“Para Colombia el TLC significó cambiar importaciones de Canadá, Argentina y otros países a unas desde EEUU con preferencias arancelarias. Igualmente, se aumentó el número de productos en la canasta exportadora hacia ese país, que es nuestro principal socio comercial, con casi 30% de nuestras exportaciones”.

Existen dos tipos de barreras: barreras arancelarias  -impuestos a las importaciones- que pueden ser removidas por el TLC; y no arancelarias -restricciones técnicas como estándares de calidad o medidas sanitarias y fitosanitarias-, que pueden llegar a dificultar el intercambio comercial entre los países.

En este sentido, el TLC es un escenario que facilita el cumplimiento de estas regulaciones y permite avanzar de una manera más rápida para atender los requerimientos de los mercados, señaló Rodríguez.

Por su parte, el economista Jorge Arturo Saza dijo que un punto del balance del acuerdo comercial es que los principales competidores de Colombia en la región son países que tienen TLC con los Estados Unidos.

“Chile, Perú, Panamá y México son países que tienen este tipo de tratados y Colombia lo que está haciendo es compitiendo con ellos y poniéndose a tono. Entonces, si Colombia no hubiese tomado decisiones de ese estilo, pues francamente estaría en una posición de desventaja”, dijo.

Y agregó, “el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo de Colombia (MinCIT) ha sacado algunas estadísticas sobre el tema revelando el crecimiento de exportaciones no minero energéticas. Del mismo modo, el número de productos nacionales que han ingresado a Estados Unidos, cifra que hasta 2017 representaba al menos 350 productos nuevos. Y otro tema es el que tiene que ver con el numero de empresas nuevas que exportan por primera vez hacia ese país, gracias a los beneficios que existen por el TLC, representado en más de 6 mil empresas nuevas en ese mercado”, explicó.

Mas de 60% de empresarios ve con buenos ojos el TLC  

Los TLC son acuerdos entre países o grupos de países para disminuir las barreras de entrada de productos a sus territorios y así fomentar el comercio bilateral. De manera que el acuerdo comercial con Estados Unidos ha significado un salto cualitativo en la estabilidad de negocios con Colombia

La Cámara de Comercio Colombo Americana, (AmCham) realizó una encuesta de percepción entre empresarios colombianos a raíz del cumplimiento de los seis años del TLC con el país norteamericano. Entre los encuestados el 62,3% de los exportadores señalaron que el tratado ha tenido un impacto positivo sobre la operación de sus empresas; 30,4% consideran como irrelevante los efectos en sus operaciones y 2,3% consideran que el TLC ha sido perjudicial para sus operaciones.

Sumado a esto, se les preguntó a los empresarios con capital extranjero en su empresa, a lo que respondieron para este caso que 63,6 % consideran que el tratado ha sido favorable, mientras 27,3% estiman que no ha tenido mayor efecto y 4,6 % que el TLC ha sido negativo para sus operaciones.

La directora de AmCham Colombia, María Claudia Lacouture, destacó que al momento de entrar en vigencia el TLC, el comercio internacional se encontraba en un escenario de recesión, con una caída en los precios del petróleo que se convirtieron en una reducción de las compras internacionales y en efecto, desaceleración de las importaciones por parte de EEUU.

Igualmente indicó que el balance comercial entre ambos países es positivo, sin embargo, hay retos pendientes.

“Tenemos que decir que el acuerdo comercial ha logrado reducir la dependencia minero-energética, ya que hoy en día pasamos de tener una canasta exportadora no minera de 15 % a 38 %. Adicionalmente, se está generando una proveeduría competitiva porque 70 % de los productos importados a Colombia de Estados Unidos no se producen en el país y son utilizados en su mayoría para procesos productivos”, indicó.

El TLC en cifras

Sobre el crecimiento de las exportaciones manifestó que en el país hay nuevas empresas exportadoras proyectado en un crecimiento del 22 %, lo que significa que el total de las empresas que están exportando de Colombia a Estados Unidos son 3.782, y hay 1.895 productos, con un 13% de crecimiento.

“Uno de los principales logros del TLC con EEUU fue que le permitió a Colombia diversificar su oferta exportable. Por poner un ejemplo, las exportaciones frutas diferentes al banano, en 2017, alcanzaron un valor tres veces más grande al registrado en 2012”.

“El TLC le ha abierto las puertas a nuevos productos. Muestra de ello es que mientras en 2012 las exportaciones no minero energéticas representaban 15% de las exportaciones totales, en 2017 su porcentaje de participación fue del 38%”.

No obstante, recordó que la relación comercial bilateral ha pesado más por los productos minero-energéticos que por los procesos de desgravación derivados del TLC y que la base productiva nacional requiere mayor competitividad y productividad.

Conjuntamente el café y sus derivados representaron USD $5.764.6 millones, las flores aproximadamente USD $6.000 millones, el banano USD $1.160 millones y las confecciones USD $832.7 millones.

María Claudia Lacouture destacó que actualmente el 70 % de las importaciones desde Estados Unidos corresponden a productos que no se producen en Colombia, por lo que se trata de un proceso complementario de nuestra industria y al cual no se le puede atribuir un mal resultado al TLC.

En los últimos años Estados Unidos ha sido el principal inversionista extranjero en Colombia.  Los montos de inversión hacia Colombia han rondado los US$2.000 millones, siendo en promedio el 16% del total de la Inversión Extranjera Directa que recibe el país”, destacó la directora deAmCham Colombia.

Comentarios