Duque no puede verse tentado a la intervención militar: Uribe

El expresidente aseguró que la forma en como el presidente Iván Duque está manejando la situación de Venezuela es de “principios y no de intereses oportunistas”

1.218

 

El presidente Iván Duque ha manifestado que su principal acción desde Colombia es ejercer presión diplomática. (Twitter)

El expresidente Álvaro Uribe aseguró que la forma en como el presidente Iván Duque está manejando la situación de Venezuela es de “principios y no de intereses oportunistas”.

Al mismo tiempo, recalcó que lo ocurrido el pasado 23 de febrero cuando el régimen frustró el ingreso de la ayuda humanitaria, debió servir para que los incrédulos vieran a un “gobierno de barbarie en acción”.

Frente a la polémica que ha generado la posible intervención militar, señaló que el Gobierno Duque debe persistir en la política diplomática, “sin dejar que la barbarie del sábado lo tiente a la intervención militar”.

Esto matiza el discurso de la intervención militar desde Colombia, a pesar que esta mañana en la instalación de la XI reunión del Grupo de Lima en la ciudad de Bogotá, el canciller colombiano, Carlos Holmes Trujillo, confirmó que Colombia no apoyaría la intervención militar.

Duque y Guaidó entre la diplomacia y la intervención militar

El presidente Iván Duque ha manifestado que su principal acción desde Colombia es ejercer presión diplomatica. En diferentes entrevistas se le ha preguntado si está de acuerdo o no con la intervención militar y el mandatario ha sido escurridizo al no manifestar de manera directa si está a favor o en contra. Se mantiene en la tesis del cerco diplomático.

“Hablamos de acciones multilaterales para devolverle a Venezuela su libertad, y de planes para recuperar el bienestar de los venezolanos cuando concluya la dictadura y retorne la democracia”, fueron las palabras de Duque al terminar la reunión del Grupo de Lima.

Del mismo modo, ha sostenido que la situación que vive el vecino país no es como la quieren plantear, un dilema entre guerra y paz.

“El verdadero dilema es la continuación de la tiranía o el triunfo contundente de la democracia, de los derechos humanos y de las libertades”.

La aparente capitulación de guerra fue abierta a raíz de la contención del regimen desde la frontera, hecho que logró que el presidente Guaidó se manifestara desde Cúcuta a favor de “todas las opciones”, claramente entre ellas la militar.

Los que piden intervención militar

El exsenador del Centro Democrático, Alfredo Rangel, sostuvo de forma categórica y sin titubeos que es momento de dar paso a la intervención militar.

“Agotadas las opciones diplomáticas y humanitarias solo queda la intervención militar interna o externa para sacar al tirano de Venezuela”, trinó. Rangel pertenece a una de las alas más duras del uribismo.

Otra de las propuestas de intervención militar, es la tesis del expresidente Andrés Pastrana, quien propuso a Guaidó aplicar el artículo 187 (numeral 11) de la constitución venezolana por el cual le corresponde a la Asamblea Nacional «Autorizar el empleo de misiones militares venezolanas en el exterior o extranjeras en el país».

“Yo creo que hay una propuesta muy clara, es hacer la aplicación del artículo 187 que permite el tránsito de tropas extranjeras en territorio venezolano para solucionar la crisis humanitaria que está viviendo ese país, es constitucional. Por lo tanto, hoy está en manos del presidente Guaidó y de la Asamblea Nacional la posibilidad de aplicar ese artículo”, afirmó Pastrana en una entrevista a Blu Radio.

Por otro lado, el senador estadounidense Marco Rubio ha sido quien ha avivado más el debate, publicando una serie de fotos que retratan el antes y después de dictadores en el poder.

En una de las imágenes se muestra al exdictador libio Muamar Gadafi con el rostro lleno de sangre, justo el día en que su régimen terminó.

Y, también, subió una foto del dictador panameño Manuel Antonio Noriega, que gobernó ese país entre 1983 y 1989 hasta que Estados Unidos incursionó en territorio y lo sacó del poder. Para 1992 ya había sido juzgado en un tribunal estadounidense y condenado a 40 años de prisión por vínculos con el narcotráfico colombiano.

Asimismo, le envió un mensaje al presidente del régimen cubano Miguel Díaz-Canel, luego de que este le enviara un mensaje de apoyo a Maduro. “Te vemos pronto”, dijo.

Rubio, estuvo en Colombia el pasado 17 de febrero e hizo en la frontera colombo-venezolana para supervisar la ayuda humanitaria que se almacenaba en Cúcuta.

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento

Boletín electrónico

¡Recibe lo último de PanAm Post por correo electrónico!

Nunca compartiremos tu correo electrónico con nadie.