Fiscalía colombiana presenta nueva denuncia contra Álex Saab por lavado de activos

El testaferro de Nicolás Maduro engañó al Banco de Comercio Exterior de Colombia con una exportación simulada mediante una empresa fantasma

La Fiscalía de Colombia acusa a Álex Saab de lavado de activos y enriquecimiento ilícito, entre otros delitos (El Tiempo)

La Fiscalía de Colombia presentó una nueva denuncia contra Álex Saab, testaferro de Nicolás Maduro. La acusación contempla los delitos de lavado de activos, concierto para delinquir con fines de lavado, enriquecimiento ilícito de particulares, exportación e importación ficticia y estafa agravada. La información la dio a conocer este miércoles Caracol Radio.

De acuerdo con el documento de fecha del 25 de agosto de 2020, Saab engaño al Banco de Comercio Exterior de Colombia (Bancóldex) en 2009. El ilícito se cometió con un descuento para una factura de una empresa fantasma. La acusación también recae sobre Devis José Mendoza Lapeira, quie ejercía como contador de Saab.

Se trata de la “empresa de papel” SHATEX S.A. con la cual habría lavado más de 25 000 millones de pesos colombianos (cerca de 6,5 millones de dólares al cambio actual).

Exportación simulada

El empresario colombiano, hoy preso en Cabo Verde, solicitó a Bancóldex “descuento de una factura” por concepto de una exportación a un cliente en Australia, denominado MYER Store. Por dicha factura recibió de Bancóldex un desembolso de 410 830 091 pesos colombianos (poco más de 100 000 dólares).

Sin embargo, al vencer los términos de la factura, en Bancóldex no se registró el pago del deudor australiano, de quien incluso se determinó que nunca tuvo una relación con la empresa SHATEX S.A.

“Es evidente que lo que pretendió y efectivamente obtuvo, fue un provecho ilícito, engañando a Bancóldex – Sociedad de Economía Mixta del Orden Nacional, sobre la veracidad de la operación, de una exportación simulada”, señala el documento de la Fiscalía.

Extradición sigue su curso

Álex Saab permanece detenido en Cabo Verde desde el pasado 12 de junio, cuando el avión en el que viajaba hizo escala para repostar combustible. Estado Unidos pide su extradición tras acusarlo de lavado de dinero y corrupción en el suministro de alimentos con sobreprecio al régimen venezolana. También lo señala de ser testaferro de Nicolás Maduro.

El proceso de extradición sigue su curso a pesar de los frustrados intentos de fuga y de soborno en coordinación con Miraflores. El Tribunal de Apelaciones de Barlavento, Cabo Verde, dio el visto bueno el pasado 4 de agosto. La extradición ya había sido aprobada previamente por el Ejecutivo caboverdiano. A la defensa solo le quedan dos instancias ante las cuales apelar: el Tribunal de Extradición y el Tribunal Constitucional, como último recurso.

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento