España entre las economías de Europa más afectadas por la pandemia

Los sectores cíclicos que dependen de los préstamos de crédito, como el de automóviles o de vivienda, cayeron de forma sostenida en los últimos meses

La economía española ha pasado de estar creciendo por encima de la zona euro a tener una contracción superior a la media de la región. (Efe)

España ha sido una de las economías más afectadas en la eurozona a causa de la crisis del coronavirus (COVID-19). Los pronósticos del Fondo Monetario Internacional (FMI) apuntan a una reducción del 8 % de la actividad económica, el Gobierno español estima que la caída será del 9,2 % y según datos de la Fundación Civismo, la economía española podría incluso llegar a una contracción del 11 %, un pronóstico un 1,5 % superior al escenario más pesimista del Gobierno español. Se espera que el choque sea transitorio, pero todo dependerá del comportamiento de la pandemia.

En su más reciente informe sobre el comportamiento del primer trimestre de la economía española, el Instituto Juan de Mariana y UFM Market Trends notan que la economía del país ibero ha pasado de estar creciendo por encima de la zona euro a tener una contracción superior a la media de la región.

Crecimiento PIB Español Trimestral. (INE)

En el informe se resalta que en España los sectores cíclicos que dependen de los préstamos de crédito, como el de automóviles y vivienda, cayeron de forma sostenida en los últimos meses. El sector de automóviles, que ya venía sufriendo por una serie de circunstancias coyunturales —menor demanda por desaceleración económica, particularmente de China e India— como estructurales —disrupción tecnológica o amenazas regulatorias—, reciente ha mostrado tasas de contracción sin precedentes. En el mes de abril del presente año apenas se matricularon 4 764 vehículos habilitados para turismo frente a los 130 254 del mismo mes en 2019 (contracción del 96 % interanual). Si se toman los últimos tres meses incluyendo abril, observamos una caída del 64 % respecto al mismo periodo de 2019.

La construcción se contrajo un 8,6 % en relación con el primer trimestre de 2019. La reducción en el sector primario y la industria fue de un 2,5 % y 2,2 %, respectivamente. Por su parte, en los servicios es donde han existido más divergencias. En su conjunto el sector cayó algo más del 4 %. También se destacan las fuertes contracciones del comercio, transporte y hostelería (-9,7 %) y de las actividades artísticas, recreativas y otros servicios (-10,7 %). Mientras que por el lado positivo están las actividades financieras y de seguros que crecieron un 6,9 % y la actividad de la administración pública, educación y sanidad un 2 %.

El informe del Juan de Mariana muestra que las ventas al por menor también se vieron afectadas de forma considerable. En términos anuales, las ventas registraron en abril un descenso del 31,6 %. La máxima tasa de contracción en la crisis de 2008-09 fue del 8,5 % y en la de 2012 fue del 11,4 %. Es decir que las ventas al por menor en el país ibérico nunca se habían contraído tanto como en el 2020.

Variación Ventas al por menor. (INE)

La tasa de ocupados mostró por primera vez una variación negativa desde 2013. El número de ocupados descendió en el primer trimestre de este año en 285 600 personas. Prácticamente todos los nuevos desocupados pertenecen al sector privado, según indica la información del Juan de Mariana.

Tasa de Variación del Empleo 2020.(INE)

Al doctor Juan Ramón Rallo, economista y catedrático español, le preocupa que España no tiene margen fiscal para extender el endeudamiento contraído para atender la pandemia. Se espera que el déficit público supere el 10 % para este año, elevando el pasivo de la economía española que podría llegar al 115,5 %. En 2019 la deuda sobre el PIB ya ascendía al 95,5 %.

Según el Instituto Juan De Mariana y UFM Market Trends, la economía española estaría entrando en fase de recesión. Pero encuentran que los ajustes realizados en el sector privado español minimizarían los riesgos de la caída. No obstante, los riesgos se concentrarían mayoritariamente en el sector público y en la política económica. 

Debido al alto endeudamiento ya existente del Gobierno español y que la actual coalición de Gobierno entre el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y Unidas Podemos se negó a reducirlo, es difícil ver a España con mucho margen para maniobrar sus finanzas durante la actual crisis. El Gobierno de Pedro Sánchez ya recibió la negativa de Alemania en respaldarlo para solicitar  más préstamos. Aunque el Banco Central Europeo ya aprobó un  nuevo estímulo monetario por más de 600 000 millones de euros, este será distribuido en toda la eurozona. Es probable que para volver a reactivar la economía el Gobierno de Pedro Sánchez deba liberalizarla y apoyar medidas que estimulen la inversión y el consumo, y así poder impulsar la demanda agregada española.

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento