Correa ordena movilizar fuerzas de seguridad para enfrentar conflicto con indígenas

0
(4pelagatos)
“La empresa minera china Exsa se asentó desalojando a la comunidad Shuar, lo que avivó resistencia en contra de la minería (…) No son ningunos invasores”. (4pelagatos)

Rafael Correa, presidente de Ecuador, ordenó movilizar fuerzas militares y policías a una zona minera tras el incidente que dejó un muerto y siete heridos, durante un proyecto de exploración de una empresa china.

Debido a lo ocurrido, Rafael Correa, presidente de dicho país, declaró estado de emergencia por 30 días en la provincia amazónica, lugar donde se llevaba a cabo el proyecto de cobre Panantza-San Carlos a cargo de la empresa china ExplorCobres (EXSA).

Asimismo, el Gobierno informó que siguen investigando lo ocurrido, pero que han logrado identificar a los atacantes. “Son personas de nacionalidades indígenas, pero también que están vinculadas con diligencias irresponsable”, explicó César Navas, ministro Coordinador de Seguridad.

Según indicó el Gobierno ecuatoriano, de la comunidad indígena fueron detenidas 60 personas sospechosas.

China, por su parte, manifestó preocupación por lo sucedido y aclaró que “China está dispuesta a trabajar con Ecuador para tomar medidas efectivas para crear un buen ambiente para la cooperación bilateral”.

Sin embargo, Paola Pabón, secretaria nacional de gestión de la política, indicó que “no es una postura generalizada del pueblo (Shuar)”, sino que es “un grupo focalizado, violento y minúsculo, que no han tenido la voluntad de dialogar”.

 

Tanto la Confederación de Nacionalidades Indígenas de Ecuador (Conaie), como la Iglesia Católica solicitaron la mediación de organismos internacionales para poder solucionar el conflicto.

En diferentes puntos de Ecuador, indígenas de diversas etnias han protagonizado protestas pacíficas y violentas para rechazar o impedir la actividad minera a gran escala, que ha impulsado el Gobierno del presidente Rafael Correa.

Las comunidades aseguran haber sido desalojadas por la fuerza pública hace varios meses de sus territorios en la provincia de Morona Santiago, en el sureste del país, en la frontera con Perú, “para dar paso a la explotación minera a cielo abierto”.

“La empresa minera china Exsa se asentó desalojando a la comunidad Shuar, lo que avivó resistencia en contra de la minería (…) No son ningunos invasores”, comentó también Jorge Herrera, presidente de la Conaie.

Fuentes: El Universo; VoaNoticias; TeleSur.

Comentarios