Médica cubana logra ingresar a EE. UU. tras limbo migratorio: “Venezuela está mucho peor que mi país”

8
(diario las américas)
Activista comentó que los profesionales habían sido “esclavizados” en misiones en terceros países. (diario las américas)

Arribó en Miami el primer grupo de médicos cubanos que permanecía en Colombia, a pesar de la eliminación del Cuban Medical Professional Parole (CMPP).

Los 28 profesionales llegaron el pasado lunes 6 de febrero al Aeropuerto Internacional de Miami (MIA), tras haber permanecido más de cinco meses en Colombia, esperando recibir la visa correspondiente para viajar a Estados Unidos.

A pesar de que el programa de Parole para Profesionales Médicos Cubanos fue derogado el pasado 12 de enero, este grupo de cubanos lograron obtener ss visas correspondientes, por haber logrado presentar sus solicitudes en el momento que se hizo el anuncio de la eliminación del programa que otorgaba beneficios migratorios.

“Esto es un triunfo de toda la comunidad cubanoamericana, de nuestra organización y de las oficinas de los congresistas cubanoamericanos que han trabajado para que estos muchachos reciban un trato correcto y sus aplicaciones fueran respondidas satisfactoriamente”, manifestó Julio César Alfonso, presidente de la organización Solidaridad Sin Fronteras (SSF) que apoya a los galenos cubanos.

El activista comentó que los profesionales habían sido “esclavizados” en misiones en terceros países, razón por la que celebró la llegada del primer grupo de “cubanos varados en el limbo migratorio”.

El grupo de médicos cubanos que arribó el pasado lunes estaban destinados a trabajar en Venezuela y Brasil, pero desertaron tras solicitar el parole en EE. UU., y se trasladaron a Colombia a la espera de que les llegara la visa para poder viajar.

 

La doctora Yerenia Cedeño es una de las afortunadas que llegó a Miami tras haber vivido la escasez y la violencia que hay en Venezuela.

La situación en Venezuela es “horrible”, comentó Cedeño. “Uno se enteraba que a este le quitaron el teléfono o a aquel lo atracaron en una buseta”, añadió.

Celia Santana, odontóloga, que también trabajó en Venezuela comentó: “Venezuela está mucho peor que mi país. Nunca imaginé que estuviera así. Es un desastre ese país y claro está que la culpa no la tiene el pueblo venezolano”.

Por otra parte, Maikel Palacios, profesional de la salud y vocero del grupo de cubanos recordó que aunque Cuba ha dicho públicamente que pueden reintegrarse al sistema de salud pública, “a los que desertan no los dejan entrar en ocho años al país”.

El Gobierno se apropia de las dos terceras partes del salario que devengan los internacionalistas cubanos en el exterior y generalmente son enviados a los lugares más remotos y en condiciones de trabajo deplorables, anuncian medios como El Nuevo Herald.

Fuentes: El Nuevo Herald; Univisión; Martí Noticias.

Comentarios