Procuraduría de Ecuador acusa al vicepresidente Glas de asociación ilícita en caso Odebrecht

4
(Flickr)
De acuerdo a la Constitución de Ecuador, son atribuciones de la Procuraduría “la representación judicial del Estado”. (Flickr)

La Procuraduría General de Ecuador acuso al vicepresidente Jorge Glas y a otros 17 procesados por presunta asociación ilícita en el caso de la constructora brasileña Odebrecht.

“En este momento el Procurador, que representa a la persona jurídica llamada Estado, cuando presentó la acusación lo que está diciendo es: ‘yo acuso al Vicepresidente de haberse asociado ilícitamente para cometer con otras personas otros delitos conexos'”, explicó Julio César Cueva, doctor en jurisprudencia.

La acusación fue presentada ante la Corte Nacional de Justicia (CNJ) por Carlos Jurado Beltrán, delegado de lo Civil y Penal de la Procuraduría, luego de un “trabajo institucional realizado por un equipo de abogados del área de patrocinio penal que han seguido al detalle todas y cada una de las diligencias procesales desarrolladas dentro de la etapa de instrucción, manteniéndose ajena a las circunstancias políticas y al interés y seguimiento de la prensa nacional y del público en general”, señaló el comunicado de la Procuraduría.

Asimismo, la Procuraduría aseveró que Odebrecht usó a funcionarios que “actuaban como intermediarios de altos servidores públicos, pertenecientes a varias instituciones del Estado”, para adjudicarse “numerosos proyectos en el país”, “bajo un manto de aparente legalidad”.

 

“De acuerdo con la información original, este esquema de corrupción habría generado más de 33,5 millones de dólares en coimas, aunque al momento, solo en el caso de asociación ilícita, ya se han detectado cerca de 40 millones en movimientos irregulares de dinero”, añadió.

Según indica el doctor en jurisprudencia, la “gota que derramó el vaso” que dejó “al Estado la convicción que va a poder ayudar en la parte probatoria y facilitar la condena”, pudo haber sido el testimonio anticipado de José Conceição Santos, exfuncionario de Odebrecht, quien confirmó que el vicepresidente de Ecuador, Jorge Glas, recibió sobornos a cambio del otorgamiento de obras en el país.

Ahora el Estado participa “en la parte más importante que es la práctica de la prueba, en el juzgamiento; ya no es un actor que está mirando de lejos, sino que ya participa, se sienta al lado del fiscal y coadyuva con la carga de la prueba”, resaltó Cueva.

Fuentes: La República, El Universo, El Comercio.

Comentarios