Apartheid sexual: México divide a hombre y mujeres

La complicidad del Gobierno de Morena con agrupaciones feministas logra implantar la desigualdad ante la ley con privilegios para mujeres, y multas, prisión y sanciones para hombres

1.244
Así como alguna vez hubo segregación racial, ahora lo hay sexual; hay zonas prohibidas para varones. (Fotomontaje PanAmPost)

México atraviesa el año más violento de su historia. Al menos 100 personas mueren asesinadas por día, en su mayoría por manos del narcotráfico. Pero el presidente de la nación, anunció que «el narco es pueblo» y por tanto no lo va a combatir. Mientras tanto en la Ciudad de México, el partido de gobierno propone dividir a hombres y mujeres en espacios públicos para «mostrar que hay otras cosas que son violencia» y en caso de «pasarse al otro lado» serán multados.

El racismo en el transporte público llegó a su fin en los EE. UU., cuando una mujer negra llamada Rosa Parks se negó a sentarse en la «zona de negros», ubicada atrás. Hoy, gracias al feminismo radical, hay zonas para que la mujer “viaje segura”. Existe un apartheid color rosa que normaliza la división.

Ahora los hombres que se atrevan a cruzar la división partida por el color rosado que resalta la zona que deben utilizar las mujeres en el Sistema de Transporte Colectivo Metro de la Ciudad de México, serán sancionados con arresto o multas de hasta 2 534 pesos ($130 dólares).

Así lo indicó la jefe del gobierno, Claudia Sheinbaum, cuando presentó la campaña “Paremos la Violencia”. Será implementada no solo en medios de transporte sino también en redes sociales, radio y televisión.

“La campaña tiene el objetivo de mostrar que hay muchas cosas que son violencia hacia las mujeres, que son comportamientos en la mayoría de los hombres hacia las mujeres que nos hacen sentir inseguras en la ciudad”, alega Sheinbaum.

Morena premia con políticas sexistas el vandalismo feminista

Esta iniciativa surge a raíz del compromiso de Sheinbaum con agrupaciones feministas. Luego que estas causaron destrozos en la Ciudad de México por un monto superior a 500 000 pesos (más de 25 mil dólares), en vez de ser castigadas o exigidas a limpiar y arreglar los daños causados, lograron el respaldo del gobierno de la ciudad para implementar medidas sexistas.

Se supone que el feminismo aboga por la igualdad entre hombres y mujeres, pero en la práctica en México ha abogado por conceder privilegios ante la ley a las mujeres por encima de los hombres, exigiendo un trato diferenciado que los segrega en espacios públicos, y librándolas de recibir castigos por delitos contra la propiedad pública y privada.

Al menos 34 personas resultaron heridas, 16 hospitalizadas (13 policías, dos civiles y un bombero), según la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México, como consecuencia de la manifestación feminista en la Ciudad de México que destrozó locales y vandalizó monumentos históricos, en «protesta» frente a la «violencia de género». Agredieron físicamente a agentes de seguridad, rescatistas y también a peatones, pero al ser varones no fue considerada violencia la agresión.

Multa, prisión y trabajo comunitario para los hombres que se atrevan a ingresar a zonas de mujeres

De acuerdo al Artículo 29 de a Ley de Cultura Cívica, fracción XI, se sancionará con arresto de 25 a 36 horas, trabajo comunitario de 12 a 18 horas y 21 a 30 Unidades de medida y actualización, a los hombres que ingresen a zonas señaladas como acceso restringido, en particular en los lugares o inmuebles destinados a servicios públicos, sin la autorización correspondiente.

Según la página oficial del INEGI (El Instituto Nacional de Estadística y Geografía), el valor mensual de la UMA (Unidad de Medida y Actualización) se calcula multiplicando su valor diario por 30.4 veces y su valor anual se calcula multiplicando su valor mensual por 12.

Es anticonstitucional impedir el acceso de los varones a espacios públicos

Esta medida atenta directamente contra la libertad de movimiento, también conocida como la libertad de circulación. En caso de privación, es considerada en la Constitución como persecución.

Artículo 11. Toda persona tiene derecho para entrar en la República, salir de ella, viajar por su territorio y mudar de residencia, sin necesidad de carta de seguridad, pasaporte, salvoconducto u otros requisitos semejantes. El ejercicio de este derecho estará subordinado a las facultades de la autoridad judicial, en los casos de responsabilidad criminal o civil, y a las de la autoridad administrativa, por lo que toca a las limitaciones que impongan las leyes sobre emigración, inmigración y salubridad general de la República, o sobre extranjeros perniciosos residentes en el país. En caso de persecución, por motivos de orden político, toda persona tiene derecho de solicitar asilo; por causas de carácter humanitario se recibirá refugio. La ley regulará sus procedencias y excepciones.

Desde limitaciones al transitar hasta distinta penalidad, el activismo feminista dejó al descubierto que lo que menos logra y busca es igualdad, al punto que existen instituciones estatales abocadas a uno solo de los sexos, como la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia Contra las Mujeres (Conavim), dependiente de la Secretaría de Gobernación.

Dicha situación expone cómo el feminismo, de la mano del progresismo, avanza hacia el odio, la segregación y el totalitarismo.

Y así seguirá hasta que surja un equivalente masculino a Rosa Parks que ponga fin al apartheid sexual que existe al momento.

Cuando comenzamos el PanAm Post para tratar de llevar la verdad sobre América Latina al resto del mundo, sabíamos que sería un gran desafío. Pero fuimos recompensados por la increíble cantidad de apoyo y comentarios de los lectores que nos hicieron crecer y mejorar.

¡Forma parte de la misión de difundir la verdad! Ayúdenos a combatir los intentos de silenciar las voces disidentes y contribuye hoy.

Contribuya hoy al PanAm Post con su donación

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento