Partido de Gustavo Petro es la sucursal de Podemos en Colombia

Gustavo Petro logró consolidar su poder en el Congreso de Colombia al poner tres senadores y tres representantes a la Cámara con su partido Político Decentes.

616
“Desde Madrid confirmo Si PODEMOS, haremos de la Colombia imposible, la posible! Seguimos!”: Morris. (Fotomontaje PanAm Post)

Finalmente, Gustavo Petro logró consolidar su poder en el Congreso de Colombia al poner tres senadores y tres representantes a la Cámara con su partido Político Decentes, y con ello acceder al poder que se maneja en esta institución y a los millonarios recursos que por ley el Estado le debe girar a este nuevo partido político.

Decentes aprovechó la indignación latente en los colombianos por los niveles de corrupción y el discurso de clases que tanto cala en la ciudadanía. Sin embargo, el surgimiento de este partido no parece estar inspirado solo en el acontecer nacional. Podemos, de España, y uno de sus más radicales fundadores, Juan Carlos Monedero, han sido una fuerte influencia para la consolidación del partido político de Petro.

Existe una serie de casualidades que apuntan a que la relación entre estos dos partidos es más estrecha de lo que parece. A continuación, se presentan varios puntos que ponen en evidencian lo anterior.

El inicio de una bella amistad

No fue Petro el primero en respaldar el proceso que adelanta Podemos en España, fue uno de sus más fieles escuderos: Hollman Morris, quien se desempeñó como director de Canal Capital en la administración de Petro y luego fue concejal de Bogotá por el movimiento Progresistas. Como concejal ha defendido la criticada gestión de Petro como alcalde, impulsó la lista al Congreso de Decentes y desde 2016 ha impulsado la campaña presidencial del exalcalde en diferentes partes del país.

Uno de los primeros acercamientos formales de Morris a Monedero, de los que se tenga conocimiento, fue en el mes de septiembre de 2014 en Madrid, cuando todavía era el gerente de Canal Capital.

Después de esta reunión Morris dejó ver la influencia que Monedero había logrado sobre él: “Desde Madrid confirmo Si PODEMOS, haremos de la Colombia imposible, la posible! Seguimos!” y decidió, meses después, posicionar el lema Sí Podemos para dar a conocer “Colombia Humana”, nombre del programa presidencial de Petro. Además, lo utilizó como eslogan de campaña para el Concejo de Bogotá.

Morris y Monedero se volvieron a reunir en Bogotá, en el marco de la Cumbre Mundial de Líderes Locales y Regionales de 2015 (evento en el que Petro estuvo como conferencista). Además, para esa misma época, Canal Capital, aún manejado por Petro desde la alcaldía, le abrió al líder español varios espacios para que diera a conocer la experiencia de Podemos.

Para el 21 de diciembre de ese año Morris felicitó a Podemos y a Monedero por el triunfo logrado en las elecciones generales de España y expresó su interés de implementar las ideas de Podemos en Colombia: “Con nuevas ciudadanías, liderazgos y con la Paz construiremos el #SíPodemos colombiano. Felicitaciones @MonederoJC”. Posteriormente, en abril de 2017 Morris se volvió a reunir con el líder español, demostrando así que la construcción de un Podemos versión colombiana estaba en progreso.

El respaldo de Petro a Podemos

Antes de Morris fue Petro el primero en intentar contactar a Monedero por medio de Twitter. Posteriormente, en varias ocasiones dejó ver su simpatía hacia Podemos. La más relevante cuando solicitó que quienes tuvieran la posibilidad de votar en las elecciones generales de España de 2016 lo hicieran por Podemos:

Luego, en 2017 se inscribió la lista de Petro al Congreso, cuyo nombre, Decentes, coincide con el título de uno de los libros de mayor acogida escrito por Monedero: Curso urgente de política para gente decente.

La misma imagen

Al acercamiento entre Monedero, Petro y Morris, el interés de hacer realidad el Podemos colombiano y la coincidencia entre el nombre del partido y el título del libro del español habría que sumar la semejanza de la imagen del partido español con la de Decentes. Esta sería una prueba más de la influencia de Monedero y Podemos sobre este partido político.

Petro, Podemos y su admiración por Chávez

Petro y Monedero consideran a Hugo Chávez como uno de los líderes más importantes de América Latina. Tanto así que el mismo Petro afirmó, tras la muerte del líder venezolano, “Viviste en los tiempos de Chavez y quizás pensaste que era un payaso. Te engañaste. Viviste los tiempos de un gran líder latinoamericano”. Es quizá por esta razón que años antes había decidido asesorarlo en varios temas: “el control público del petróleo”, la creación de un medio de comunicación controlado por el Estado, un modelo agrario, que también quiere implementar en Colombia, entre otras cosas.

En esta admiración coincide con Monedero, quien ha dicho que el legado de Chávez se puede resumir en cinco palabras “Chávez, Chávez, Chávez, Chávez y Chávez, ¡carajo! Además de haberlo señalado como el “último libertador de América Latina”.

Pero Monedero trabajó más de cerca con Chávez que Petro, pues lo asesoró durante casi nueve años, tiempo durante el Centro Internacional Miranda, institución que se encargaba de la propaganda chavista en el país, y decidió “alejarse” meses antes de conformar Podemos. Años después de su retiro se conoció un documento firmado por Chávez en el que consta que la organización liderada por Monedero y Pablo Iglesias (Centro de Estudios Políticos y Sociales) recibió aproximadamente $7,2 millones de euros para fortalecer e impulsar las ideas bolivarianas. Tanto así, que Enrique Riobóo, exintegrante de Podemos, afirmó que “Iglesias y Monedero tenían los bolsillos dopados de Irán y Venezuela para pagar su actividad política”. 

Petro, Podemos y su silencio sobre Maduro

Podemos y Petro sabían que quien continuaría el legado de Chávez sería Nicolás Maduro, por lo cual decidieron apoyarlo desde sus redes sociales y por medio de declaraciones públicas. Poco a poco el socialismo bolivariano que tanto defendían los líderes de izquierda de Colombia y España fue desmoronándose, pues llegó a un punto de quiebre donde ya no había cómo esconder los estragos causados durante más de una década.

Sin embargo, no fue suficiente para marcar distancia con Maduro, y lo que hicieron fue justificar la vieja e infalible idea de que Venezuela sufría una guerra económica. Tanto así, que tras la fraudulenta constituyente convocada por Maduro en 2017, Monedero afirmó: “Venezuela dividida. 8 millones apoyan a Maduro. La prensa miente y manipula la violencia de la oposición para crear otro Chile 1973. ¡Paz!”.

Por su arte, Petro también respaldó la constituyente de Maduro y solo meses después empezó a manifestarse tímidamente contra su Gobierno, pero no por las ideas socialistas implementadas, sino porque para él Venezuela no era socialista.

Sin embargo, a menos de 15 día de realizarse la primera vuelta presidencial, Petro evita referirse a Maduro, y cuando lo hace intenta alejarse de él afirmando que son sus contrincantes en la elección colombiana los que se parecen al dictador venezolano.

Independientemente de si Petro gana o pierde en las próximas elecciones presidenciales, un hecho es irrefutable, con Decentes y con el poder que aún tiene en el Polo Democrático y en la Alianza Verde, Petro poco a poco ha consolidado su poder en el Congreso para implementar lo que él mismo afirmó que representa: “el socialismo del siglo 21”.

Comentarios