Abogado de Álex Saab es deportado tras dos intentos de ingresar a Cabo Verde

La denuncia fue hecha por el bufete Ilocad, presidido por el exjuez Baltazar Garzón, quien es la cabeza del equipo legal de Saab, a través de un comunicado

Esta sería otras de las polémicas que se suman al caso de Álex Saab. Hechos de naturaleza similar han estado a la orden del día cuando se ha tratado de visibilizar al acusado por EEE. UU. como víctima de un juego político (Fotomontaje)

Uno de los asesores legales que estaría en el bufete de Álex Saab, quien es señalado como testaferro de Nicolás Maduro, fue deportado por autoridades de Cabo Verde en un par de ocasiones que intentó entrar al territorio. Los ingresos se dieron con una diferencia de 24 horas.

La denuncia fue hecha por el bufete Ilocad, presidido por el exjuez Baltazar Garzón, quien es la cabeza del equipo legal de Saab, a través de un comunicado al que tuvo acceso NTN24, mediante el cual habló de la irregularidad y se exigió una investigación de los hecho.

En el documento reseñado se detalla que en una primera oportunidad al asesor le fue denegado el acceso durante el jueves 13 de agosto, por “no haber podido fundamentar el motivo del viaje”. Este hecho provocó el regreso del jurista a Lisboa, para completar el trámite necesario.

Como sigue el relato en el comunicado, el abogado que integra el bufete encargado de la defensa de Saab inició nuevamente el paso por los controles correspondientes, ante el personal de vigilancia y aeroportuario, en esta oportunidad el viernes 14 de agosto, para obtener el mismo resultado.

“A pesar de demostrar las razones legítimas y la necesidad objetiva de ingresar en Cabo Verde, de cumplir plenamente en términos de la prueba covid-19, las cartas de invitación, el propósito del viaje y estar dispuesto a pagar las tasas aeroportuarias en el propio aeropuerto como se permitido normalmente y como lo reconoce la propia aerolínea, se ha impedido mi acceso por un motivo aleatorio”, agregó el jurista.

Esta sería otras de las polémicas que se suman al caso de Álex Saab. Hechos de naturaleza similar han estado a la orden del día cuando se ha tratado de visibilizar al acusado por Estados Unidos como una víctima de un juego político y una persecución.

Casualmente, este sería uno de los últimos recursos que jugaría el bufete que preside Baltasar Garzón, para evitar la extradición del colombiano señalado como testaferro del Nicolás Maduro, a quien se le acusa del lavado de 350 millones de dólares, en complicidad con el régimen venezolano.

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento