Venezolanos serán conejillos de indias para vacuna rusa contra la COVID-19

El régimen de Nicolás Maduro anunció que se han preparado a 500 venezolanos para participar en las pruebas públicas de la vacuna rusa

Un estudio del Instituto Gamaleya en Moscú señala que la droga aún no es segura. (Flickr)

El régimen de Nicolás Maduro ha dado pie a un nuevo nivel de alianzas con China y Rusia, pues ha ofrecido a «voluntarios» venezolanos para que se ejecute parte de la etapa III del testeo de las vacuna que estarían fabricando contra la COVID-19.

En una transmisión por el canal del régimen VTV, el dictador instó a la activación de la industria farmacéutica venezolana y su “alta capacidad tecnológica, para estar listos en la producción de las vacunas que van surgiendo en Rusia, China, Oxford y Cuba”, mientras el sistema de salud de Venezuela está al borde del colapso en medio de la expansión del coronavirus.

Para apaciguar la creciente ola de interrogantes en torno al procedimiento, Nicolás Maduro dijo que sería el primero en colocarse la dosis de manera «segura», antes que la reciban los grupos de riesgo ( personal sanitario, adultos mayores y con algún padecimiento), sin embargo, para nadie es un secreto que los médicos venezolanos fallecen por falta de artículos de protección e higiene.

“Celebro que Rusia sea el primer país del mundo que va a vacunar masivamente a su población. Llegará el momento que nos vacunen a todos, el primero que se va a vacunar soy yo, ¡pum! me voy a poner la vacuna, voy a dar el ejemplo”.

Igualmente afirmó que ya están preparados 500 voluntarios venezolanos para participar en las pruebas públicas de la vacuna rusa llamada Sputnik-V, una iniciativa que anunció Putin hace pocas semanas y ha despertado serios cuestionamientos sobre su eficacia.

Vale destacar que un estudio del Instituto Gamaleya en Moscú señala que la droga aún no es segura. Entre los efectos secundarios que se mencionan figuran hinchazón, hipertermia, letargo, dolores de cabeza, picazón en el lugar de inyección, disminución del apetito, diarrea y síntomas similares a las de un resfriado.

Además, la dosis está contraindicada para menores de 18 años, mayores de 60, embarazadas, entre otras personas con condiciones de salud subyacentes.

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento