“Requesens no recuerda haber grabado una confesión”

Lo dijo su abogado. Si drogaron al diputado, Nicolás Maduro continúa empedrando su camino a la Corte Penal Internacional

624
El diputado Requesens pudo haber estado drogado. Otra muestra de las violaciones de los derechos humanos del régimen de Maduro. (Twitter)

El diputado Juan Requesens se lo dijo a su abogado: no recuerda haber grabado alguna confesión, ante una cámara. Palabras que, junto al aspecto visible en el audiovisual y a las imágenes que luego se difundieron, sugieren que Requesens podría haberse encontrado bajo los efectos de alguna droga.

Este 15 de agosto la diputada del partido Un Nuevo Tiempo, Delsa Solórzano, comentó frente a los medios lo que el abogado de Requesens, le había transmitido.

“Le contaba a su abogado defensor que él no recordaba nada. Que él no recuerda haber grabado ningún video y mucho menos haber dicho algo de lo que dice en ese video. De tal manera que esto desvirtúa, de nuevo, cualquier declaración de Jorge Rodríguez o de Nicolás Maduro”, dijo Solórzano, haciendo referencia al audiovisual expuesto por la dictadura, en el que supuestamente Requesens reconoció su relación con el atentado a Maduro del pasado 4 de agosto.

“Ahora sabemos que, en efecto, nosotros tenemos razón cuando dudamos de que Juan Requesens haya estado en pleno uso de sus facultades mentales, cuando hemos visto la difusión de este video. Es más, ni siquiera podemos decir si fue un montaje o no, porque Requesens no recuerda haberlo grabado”, agregó la diputada de Un Nuevo Tiempo.

Y llama la atención que, luego de difundir el video de la presunta confesión, algunas agencias internacionales tomaron la aberración como prueba irrefutable de la participación de Requesens o Julio Borges en el atentado.

Pero en Venezuela nadie les creyó. Más bien se manifestaron las preocupaciones. Todos supieron —y confirmaron con el video dantesco que luego se difundió, en el que Requesens sale semidesnudo, lleno de excremento y desorientado— que al diputado lo habían maltratado. Quizá torturado.

“Podemos tener por seguro que Juan Requesens fue víctima de tortura psicológica o amenazas a su familia. Lograr confesiones sin dejar marcas es una habilidad valorada dentro del Servicio Bolivariano de Inteligencia”, dijo en ese momento el periodista Daniel Blanco.

Y ahora, con lo que el abogado dijo a Delsa Solórzano, queda clara la forma en la que violaron los derechos básicos y el debido proceso del diputado.

Si fue drogado, torturado, amenazado, el camino de Nicolás Maduro a la Corte Penal Internacional, se empiedra aún más.

“Pero en el fondo, hay que ser bien bruto y estúpido como para publicar un video dejando constancia de la brutal violación de las leyes que se comete contra el diputado Requesens. Se ponen la soga al cuello. Tarde o temprano tendrán que pagar”, dijo al respecto el histórico dirigente venezolano, Enrique Aristeguieta Gramcko.

Comentarios