Virales

Newsletter

Denuncian a diputada boliviana por negarle el saludo a Evo Morales

Por: Staff de PanAm Post - Dic 5, 2014, 11:58 am

EnglishUna diputada opositora boliviana podría enfrentar un juicio y terminar en la cárcel por negarle al presidente Evo Morales un apretón de manos.

La diputada electa Norma Piérola, del Partido Demócrata Cristiano, se rehusó este lunes a estrechar la mano de Morales durante un acto oficial, un hecho que despertó abucheos entre algunos de los legisladores presentes.

“Yo no pensé que el señor Morales me extendiera la mano para saludarme, pero de todas maneras yo no iba a saludarlo porque no lo haré hasta que cesen las persecuciones políticas, retornen los exiliados y se respete a la oposición, cuyo único delito es pensar de forma distinta”, dijo Piérola en entrevista a la Voz de América.

El episodio generó la reacción del viceministro de Descolonización, Félix Cárdenas, quien el martes 2 de diciembre anunció que presentará una demanda por la comisión de los delitos de racismo y discriminación al no corresponder un saludo al presidente Evo Morales. “Su conducta de discriminación se expresa en el acto de descortesía contra el Presidente, y de racismo, porque siempre ha estado cuestionando el origen étnico-cultural del Presidente”, señaló Cárdenas.

Este jueves la Fiscalía admitió la denuncia por “incitación pública al racismo, discriminación y actos irreverentes contra un primer mandatario”, explicó Piérola.

La parlamentaria manifestó preocupación por “la celeridad encomiable con la que se actúa cuando se trata de persecución política” y denunció que un vehículo del Gobierno la “siguió durante todo el día”. Por este hecho aseguró que es “tan perseguida como los judíos por [Adolf] Hitler”.

El presidente boliviano Evo Morales aseguró tras el “incidente” que respeta la actitud de Piérola porque “es su carácter”, aunque lo consideró una falta de educación. Para la diputada es “una aberración jurídica tratar de forzar un hecho delictivo en la simple mala educación, si se quiere ver así, de no dar la mano a una persona”.

“El acto de dar la mano a una persona es un símbolo de amistad, simpatía y afecto, y son cosas que no puedo sentir hacia una persona que está destruyendo la incipiente democracia del país, que hace persecución política para garantizar su propia estabilidad política y que ha cooptado todos los órganos del Estado”, señaló.

La congresista dijo ser víctima de una “persecución política para amedrentar”, no obstante aseguró que, de ser citada, comparecerá ante el fiscal.

Fuente: JornadaNet.