Aerolínea de EE. UU. altera ruta para que tripulación no duerma en Venezuela, “el país más inseguro”

1
united airlines - venezuela
La empresa informó que el vuelo directo entre Houston y Caracas no existirá más, y que será reemplazado por uno con escala en Aruba (El Venezolano Houston)

La línea aérea United Airlines modificó su ruta para que su tripulación no tenga que dormir en Venezuela, “el país más inseguro del mundo”.

La idea es que la tripulación no tenga que poner un pie en suelo venezolano por la creciente tasa de criminalidad en ese país.

Un artículo publicado por el portal web El Estímulo revela que la aerolínea explica que el vuelo “es demasiado largo para ser hecho por una sola tripulación”.

Señaló que a partir del próximo 4 de abril la situación cambiará modificando a sus integrantes en Aruba, luego seguiría a Caras e inmediatamente de vuelta a la isla.

“La empresa tiene actualmente una frecuencia de cinco vuelos semanales entre Caracas y Houston. La modificación de la ruta debe ser aprobada previamente por las autoridades venezolanas, pues United no tiene licencia de vuelo entre Caracas y Aruba“.

Aerolíneas no abandonan Venezuela por “responsabilidad”

El pasado 22 de febrero la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA) dijo que las pocas aerolíneas internacionales que aún operan en Venezuela no abandonan el país para no incomunicarlo y por su sentimiento de responsabilidad con los ciudadanos.

 

“Mantienen la conectividad todo lo que pueden porque tienen cierta responsabilidad hacia el ciudadano, pero va a llegar un punto que, si las condiciones de hoy en día continúan, más compañías van a salir del mercado”, declaró a el vicepresidente para las Américas de IATA, Peter Cerda.

En Venezuela existe desde 2003 un sistema estatal de control de cambio que restringe el acceso a divisas y que obliga a las aerolíneas extranjeras a vender sus billetes en bolívares (moneda venezolana) y acudir luego al Estado para cambiarlos por dólares y expatriar sus ganancias.

IATA calcula que Venezuela retiene cerca de 3,8 millardos de dólares de las compañías aéreas desde hace al menos 16 meses.

Fuente: El Estímulo; El Nacional

Comentarios