“Victoria” de Keiko: PPK renunció a la Presidencia del Perú

El mandatario prefirió renunciar a su cargo antes de ser destituido en el Congreso a través de la inminente vacancia presidencial

975
PPK se convirtió en el más grande funcionario de América Latina en caer por el caso Lava Jato (Walak)

El presidente del Perú Pedro Pablo Kuczynski (PPK) prefirió renunciar a su cargo antes de ser destituido en el Congreso a través de la inminente vacancia presidencial que se llevaría a cabo este jueves 22 de marzo por el caso Odebrecht.

El mandatario peruano duró apenas un año y nueve meses en su cargo, con un Congreso de mayoría opositora encabezado por el fujimorismo liderado por el partido Fuerza Popular (FP) de Keiko Fujimori.

PPK se convirtió en el más grande funcionario de América Latina en caer por el caso Lava Jato.

“La renuncia de PPK es lo mejor que le puede pasar al Perú, su vacancia sería uno de los procesos más humillantes en la historia del país”; señaló Fernando Tuesta, analista político.

Tras la renuncia del mandatario, el vicepresidente Martín Vizcarra deberá asumir el poder y culminar la gestión presidencial hasta el año 2021; de lo contrario, quedaría al mando el presidente del Congreso quien deberá convocar a elecciones en un período no mayor a un año.

Queda esperar además si el Congreso del Perú decide aceptar la renuncia de PPK, o si por el contrario este mismo jueves 22 de marzo decide igual vacarlo por “incapacidad moral”, tal y como sucedió con el expresidente Alberto Fujimori.

La decisión de PPK surgió a pocas horas de que se conociera que su más nuevo aliado, Kenji Fujimori intentara “comprar votos” en el Congreso para evitar la vacancia; situación que cambió por completo el panorama; de hecho de llevarse a cabo la vacancia habrían al menos 107 congresistas dispuestos a destituirlo.

“PPK se va por un cúmulo de acciones, por estar involucrado en el caso Odebrecht, por haber indultado a Alberto Fujimori, porque nunca tuvo capacidad de reaccionar y porque siempre estuvo condenado al fracaso”; expresó el especialisra en políticas públicas, Eduardo Dargent.

“Si el presidente no hubiese renunciado, igual mañana hubiera sido vacado, ya hoy estaba todo decidido a PPK no le quedaban más de 24 horas en el poder”, señaló Dargent.

Cadena de errores

“No encuentro en su gobierno un solo acierto”; así lo afirmó el analista Tuesta tras el término de la gestión de PPK.

PanAm Post entrevistó al analista político Luis Fernando Nunes quien señaló que la “caída” de Kuczynski se dio tras una cadena de errores políticos y personales que desde un principio lo “condenaron al fracaso”.

No tener operadores políticos: Nunes señaló que uno de los principales errores de PPK fue no contar con un ganinete fuerte y con “verdaderos operadores políticos”.

“Ante un parlamento opositor hay que tender puentes. PPK es un economista que solo saco 40.000 votos por encima de Keiko Fujimori, él tenía que entender eso y tenía que negociar.

Errores de empresario: El especialista resaltó que Kuczynski debió cuidarse las espaldas para no caer en errores de corrupción como con el caso de Odebrecht.

“Él es un empresario que tuvo altos cargos en el gobierno e hizo evidentemente negocios turbios, el deber ser es haber invocado una figura que se llama fideicomiso ciego donde dejaba por escrito que no conocería lo que sucedía en sus empresas; simplemente decidió refugiarse en un supuesto acuerdo de palabra que nunca existió”; señaló Nunes.

Verdades ” a cuentagotas”: El analista político señaló que un error que terminó de hundir a PPK fue el decir verdades a medias o a cuenta gotas.

“Según se iban descubriendo sus patrañas fue aceptando poco a poco que sí se relacionó con Odebrecht; tantas mentiras o medias verdades le costaron el cargo”; expresó.

¿Quién gana y quién pierde?

Los analistas Tuesta, Dargent y Nunes expresaron a PanAm Post que aunque la renuncia de PPK es lo mejor que le puede suceder al país ante un ambiente de incertidumbre, expresan que la gran perdedora es la población peruana y la economía de esa nación.

“Todos perdemos, cada día hay mayor desconfianza, y la clase politica tiene un mayor desprestigio; hay un clima de desintegracion social; todo esto nos puede llevar a que la gente busque los extremos de derecha o de izquierda; y los extremos nunca son buenos”; señaló Nunes.

“Es difícil que este escenario pueda ser eor en lo económico, ahorita el país está paralizado, nadie invierte y ningún funcionario o ministro sabe qué hacer”, expresó Tuesta.

Los analistas consideran además que la más fortalecida, por el momento, es Keiko Fujimori quien desde un primer momento anunció que gobernaría desde el Congreso y que nunca le perdonó a PPK el haber ganado la Presidencia.

“Keiko puede cantar gloria por ahora, pero será una bonanza temporal porque ella también está involucrada en el caso Lava Jato y en los próximos meses pueden salir a relucir nuevas denuncias en su contra; pero hoy se puede decir que Fuerza Popular es el más beneficiado en todo esto”; señalaron los analistas.

Comentarios