¿Cómo afecta la dolarización improvisada a los venezolanos?

La falta de cuentas bancarias, exigencias inusuales de comerciantes y los costosos precios, son parte de los problemas que enfrentan los venezolanos

1.894
Mientras en países que permiten la libre circulación del dolar los bancos te reciben billetes en mal estado, en Venezuela no los aceptan ni «mal doblados» (Andina)

El exceso de dólares en efectivo en Venezuela, ahora se convirtió en un problema para el país ante la improvisación al manejar el dinero, la falta de cuentas bancarias y algunas exigencias extraordinarias de algunos comerciantes.

Durante más de dos décadas el chavismo impuso leyes, sanciones económicas y penales para quienes accedieran libremente al dólar; sin embargo, ahora la moneda de mayor circulación en Venezuela es la divisa estadounidense.

Un reportaje de la agencia de noticias Bloomberg señala que los venezolanos «han tenido que recurrir a métodos arcaicos para almacenar el dinero»: amontonan los billetes bajo colchones, en los tanques de los inodoros y hasta envían con sus familiares en el exterior grandes sumas para depositarlos en otro país.

Por su parte, el bolívar, la moneda oficial del país, prácticamente ha quedado para pagos de bajo costo como el pasaje del Metro, de la gasolina o servicios como la electricidad.

Aunque el país se ha dolarizado, la verdad es que la mayoría de los venezolanos no tiene acceso a dólares, pues los salarios aún se mantienen en bolívares, siendo la moneda más devaluada de la región. Por esa razón explica Bloomberg que el problema también recae en el miedo de los venezolanos de ser víctimas del hampa.

Pero como si esto no fuera suficiente, la dolarización improvisada en el país también ha causado otros problemas, por ejemplo, en algunos casos queda a discrecionalidad de los comerciantes qué billetes en dólares recibir y cuáles no. Muchos no los aceptan cuando tienen algún tipo de marca o doblez; y en ocasiones los mismos comerciantes se niegan a dar vuelto en divisas.

Hay dos alternativas, algunos comerciantes cuando aseguran que no tienen vuelto en dólares, hacen pagar una parte en divisas y otra parte bolívares; o también dicen que el vuelto puede sustituirse con más mercancía.

Asimismo mientras en países que permiten la libre circulación del dolar los bancos te reciben billetes en mal estado, en Venezuela no los aceptan ni «mal doblados».

A esto se suma que Venezuela, el país con el salario más bajo de la región que no supera los USD$ 5 mensuales, también se ha convertido en un país caro para vivir.

La periodista Diana Carolina Ruíz en sus redes sociales informó que un desayuno de panadería le habría costado unos USD$ 6, superando el monto del salario mínimo y a su vez superando el monto de cualquier desayuno parecido en otro país.

Por ejemplo, en Perú, donde el sueldo básico mensual es de USD$ 270, un desayuno de panadería (café, pastel de queso y jugo) cuesta unos USD$ 4 dólares; lo que significa que en muchos casos comer en Venezuela se ha vuelto más costoso que hacerlo en otro país.

El economista Guillermo Arcay, de Econalítica, aseguró a BBC Mundo que «es imposible saber cuántos dólares circulan por Venezuela y, además, seguramente es una cantidad dinámica».

Lavado de dinero

Un estudio realizado por la firma Ecoanalítica y publicado por la agencia de noticias Bloombergreveló que más de la mitad de las transacciones minoristas se realizan en moneda estadounidense en un país donde los salarios están establecidos en bolívares y donde el sueldo no supera los 5 dólares mensuales.

Gran parte de los dólares que estarían circulando ahora en Venezuela presuntamente provienen del lavado de dinero y el narcotráfico.

Andrea Rondón, profesora universitaria y miembro del comité académico de CEDICE Libertad, señaló a PanAm Post que muchos de esos dólares que hoy circulan en Venezuela están siendo inyectados por el Estado.

«Hay que recordar que el narcotráfico uno de los mayores problemas que tiene es movilizar el dinero en efectivo y lo lava; pero cuando el que trafica es el Estado, las inyecciones son mucho más amplias porque no tiene los obstáculos naturales. Por eso es que también se presume que la mayor inyección de dólares viene de allí», señaló.

La especialista explicó que para el régimen de Nicolás Maduro ya los dólares no provienen de la renta petrolera sino de transacciones ilícitas, un dinero que llega en efectivo y se lava con «inversiones» en negocios legales.

Al final, mientras unos pocos tienen acceso a dólares en Venezuela, el sueldo mínimo no es mayor a los cinco dólares mensuales, la canasta básica supera los 300 dólares y la mayoría de la población está sumida en la pobreza y la desnutrición.

Cuando comenzamos el PanAm Post para tratar de llevar la verdad sobre América Latina al resto del mundo, sabíamos que sería un gran desafío. Pero fuimos recompensados por la increíble cantidad de apoyo y comentarios de los lectores que nos hicieron crecer y mejorar.

¡Forma parte de la misión de difundir la verdad! Ayúdenos a combatir los intentos de silenciar las voces disidentes y contribuye hoy.

Contribuya hoy al PanAm Post con su donación

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento