Ecuador facilita a Suecia interrogatorio a Assange por presunta violación

0
El interrogatorio en la embajada estaba inicialmente previsto para el 17 de octubre, pero fue pospuesto a petición de Assange, que expuso “razones de garantías de protección y defensa de su persona” para aplazar la entrevista (Democracy now)
El interrogatorio a Assange en la embajada ecuatoriana estaba inicialmente previsto para el 17 de octubre, pero fue pospuesto a petición de Assange, quien expuso “razones de garantías de protección y defensa de su persona”. (Democracy now)

Este lunes, a pedido del Gobierno de Suecia, la fiscalía ecuatoriana en su embajada en Londres interroga al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, por un delito que se imputa de violación a una menor mientras dormía.

Wilson Toaniga, fiscal de Ecuador, será quien tomará la declaración de australiano, con base en varias preguntas que redactó la justicia sueca.

Por el lado de Suecia, la inspectora de policía Cecilia Redell e Ingrid Isgre, jefa adjunta de la Instrucción Sumarial de la Fiscalía de Vesteras, van a estar presentes en varios asuntos que se tocarán al momento del interrogario y serán en español, con la presencia de traductores especializados.

Assange, de 45 años, cumplió cuatro años aislado en la sede diplomática y niega todas las acusaciones. En esa sede fue en donde se refugió después de que terminara el proceso legal en Reino Unido y que estuvo a favor de su extradición a Suecia.

Adicionalmente, en agosto prescribieron tres de los cuatro cargos sexuales que Estocolmo le reclamaba a Assange después de cinco años. Dos de esos casos son por acoso sexual y uno por coerción ilegal.

No obstante, el caso más grave por el que se involucra es por una “violación en grado menor” de una joven que estaba dormida.

Dos mujeres que están involucradas e hicieron denuncias en su contra en 2010 fueron las que motivaron una investigación preliminar y a una orden de arresto por parte de Suecia. A pesar de ello, no lo han acusado formalmente de esos supuestos delitos.

El periodista no quiere salir de la embajada porque teme que sea extraditado a Estados Unidos, en donde posiblemente afrote un juicio militar por los secretos que difundió sobre la seguridad estadounidense que reveló su portal WikiLeaks.

Por otro lado, Baltasar Garzón, coordinador del equipo legal de Assange y jurista español, le solicitó a Suecia que anulara una orden emitida en contra del acusado por el cumplimiento de un dictamen de la ONU sobre Detenciones Arbitrarias.

El Grupo de Trabajo de la ONU le solicitó al Reino Unido y a Suecia que le “pongan fin a la privación de libertad” del periodista y puedan reconocer su derecho a reclamar una compensación.

 

A su vez, Londres y Estocolmo dijeron que ese veredicto no tendría efectos sobre ese proceso legal y le volvieron a decir a Assange a que abandone la embajada para que sea posible permitir su arresto.

Este interrogatorio estaba previsto para el pasado 17 de octubre, pero lo pospusieron por una petición del australiano argumentando “razones de garantías de protección y defensa de su persona” para posponer la entrevista.

Fuente: La República

Comentarios