Diputados paraguayos aplazan por 30 días la votación sobre la ley de paridad

La idea del aplazamiento nació en las filas del gobernante Partido Colorado como una posibilidad para poder ampliar los efectos que tendría esta ley, tanto en el plano electoral y político como el ámbito social y privado

49
Diputados paraguayos aplazan por 30 días la votación sobre la ley de paridad. (AP)

La Cámara de Diputados postergó hoy hasta dentro de un mes la votación sobre el proyecto de paridad democrática para garantizar la participación de la mujer de forma equitativa en los sectores políticos e institucionales, al que ya se dio media sanción en el Senado en el pasado mes de marzo.

Los parlamentarios debatieron sobre la consistencia o no del proyecto y los puntos concretos que generan, y ya generaron en la Cámara Alta, discrepancias sobre la potencial aplicación de este proyecto.

La postergación fue aprobada por una mayoría de 32 diputados, con 24 en contra del receso y dos abstenciones, además de 5 ausencias, según informaron a Efe desde la Cámara Baja.

La idea del aplazamiento nació en las filas del gobernante Partido Colorado como una posibilidad para poder ampliar los efectos que tendría esta ley, tanto en el plano electoral y político como el ámbito social y privado.

Además también se planteó la posibilidad de que uno de los puntos de la ley pueda ser inconstitucional, al estipular que el gabinete de Gobierno deberá estar integrado en un 50 % por mujeres y hombres, cuando la Carta Magna paraguaya estipula que será el presidente quien tenga la potestad de “nombrar y remover por sí a los ministros del Poder Ejecutivo”, según el artículo 238 apartado 6.

El pasado 8 de marzo el proyecto fue aprobado en el Senado de forma general, pero con una modificación que estipula que la participación de las mujeres en un 50 % en las listas electorales se ceñirá a los comicios partidarios internos para no colisionar con la ley electoral D’Hondt.

Esa forma de asegurar la paridad en las internas no garantiza la igualdad y la alternancia en las listas unificadas para unas elecciones generales, pero deja esa decisión en manos de los votantes en los comicios internos de cada partido.

Además de afectar al sistema electoral, el proyecto de ley de paridad también influirá en la contratación pública de funcionarios, que deberá establecer cuotas al 50 % para hombre y mujeres “en todos los cargos públicos” y en los “cargos elevados de gobierno y administración”.

En las elecciones de 2013, el Senado quedó conformado por 9 mujeres de 45 legisladores, y la Cámara de Diputados incorporó a 14 mujeres de 80 parlamentarios.

Comentarios