Hay una campaña de saboteo: director del Centro Nacional de Memoria Histórica

Acevedo ha venido denunciando que hay un complot para sacarlo de la entidad

672
El congresista de izquierda, Iván Cepeda, anunció que se llevará a cabo la segunda parte del debate de control político sobre la gestión de Acevedo en el CNMH. (Facebook)

El director del Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH), Dario Acevedo, ha venido denunciando que hay un complot para sacarlo de la entidad. La salida de Colombia de la Coalición Internacional de Sitios de Conciencia puso sobre la mesa su papel al interior de la institución. Sin embargo, el director se defiende.

Colombia fue notificado de su salida de la red internacional de preservación y construcción de memoria del conflicto desde el primero de febrero. Ante este hecho, Acevedo aseguró que esta nueva controversia solo busca desconocer su trabajo y presionar por su salida de la entidad.

“Estamos en presencia de un nuevo capítulo de la campaña de saboteo y linchamiento mediático de los que se creen dueños de la verdad, de la memoria y de la historia en mi contra, porque no pienso como ellos”, dijo a través de su cuenta en Twitter.

El periodista Eduardo Mackenzie le dijo al PanAm Post que la denuncia sobre la salida del Centro Nacional de Memoria Histórica de la Coalición Internacional de Sitios de Conciencia se trata en realidad de una decisión tomada unilateralmente por un organismo rarísimo, que nadie conoce:

“Esa supuesta coalición internacional de sitios de consciencia, que había logrado que el historiador Vicente Torrijos tampoco fuera nombrado al frente del CNMH, está ahora furiosa porque Darío Acevedo, a quien los mamertos no han podido desbancar hasta ahora, rehúsa apadrinar una falsa postura ideológica sobre la violencia subversiva que ha sufrido Colombia desde 1948 hasta nuestros días”.

Mackenzie agregó que el CNMH no pierde nada con la expulsión. “Todo lo contrario. El CNMH queda en mejores condiciones que nunca para trabajar, explicar y difundir en libertad sus trabajos y sin tener encima esa detestable policía ideológica que le prohíbe pensar de una manera y no de otra”.

Mientras tanto, el congresista de izquierda Iván Cepeda anunció que se llevará a cabo la segunda parte del debate de control político en el Congreso sobre la gestión de Acevedo en el CNMH. “Entre otros asuntos, examinaremos la exclusión de Colombia de la más importante red internacional de memoria”, indicó.

¿Cuál es la controversia?

La Coalición Internacional de Sitios de Conciencia le pedía a Acevedo responder en un periodo de cuatro meses si en Colombia existía conflicto armado o no. Esto a raíz de una postura personal que salió a relucir cuando fue nombrado en el cargo, el cual ha sido utilizado por sus detractores para acusarlo de negacionista del conflicto armado en el país. Esta petición es la antesala sobre un debate que se ha forjado sobre la creencia personal del director del CNMH, a raíz de una serie de discusiones en las cuales afirmó que los ‘falsos positivos’ –ejecuciones extrajudiciales– no habían sido una política del Estado colombiano y que el conflicto armado no puede convertirse en una verdad oficial.

Sobre la controversia, Acevedo sostuvo en diálogo con El Tiempo que él sí reconoce el conflicto armado y que no sabía que la entidad pertenecía a la coalición internacional de la cual fue retirada. Dijo, además, que nunca respondieron a la solicitud debido a la elevada cantidad de peticiones que llegan a la entidad, pero que no fue de mala fe, como muchos aseguran.

«Dentro de la vastedad de asuntos que se manejan es probable que hayamos caído en una confusión, pero nunca lo hicimos de mala fe. Estamos preparando una carta aclaratoria, reconociendo esta confusión y contestando cada una de estas inquietudes que nos plantean», puntualizó.

Por otro lado, manifestó que primero va a averiguar qué es esa asociación, si cuesta algo la membresía y qué beneficios le trae al país pertenecer a ella.

Cuando comenzamos el PanAm Post para tratar de llevar la verdad sobre América Latina al resto del mundo, sabíamos que sería un gran desafío. Pero fuimos recompensados por la increíble cantidad de apoyo y comentarios de los lectores que nos hicieron crecer y mejorar.

¡Forma parte de la misión de difundir la verdad! Ayúdenos a combatir los intentos de silenciar las voces disidentes y contribuye hoy.

Contribuya hoy al PanAm Post con su donación

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento