Parlamentarios ecuatorianos aprueban debatir crisis humanitaria en Venezuela

Reconocer la situación venezolana marcaría un distanciamiento del proyecto socialista regional

174
Parlamento ecuatoriano acepta abrir debate sobre crisis humanitaria en Venezuela. (FotoMontaje de PanAm Post)

El cambio de régimen en Ecuador ha permitido un cambio que con un aliado de Maduro en el poder no fue posible en más de una década, los parlamentarios ecuatorianos aprobaron debatir el reconocimiento de la Crisis Humanitaria en Venezuela.

Gracias a la resolución presentada por Fernando Flores, asambleísta, se abrirá el diálogo.

En total, 72 votos afirmativos fueron suficientes para que que se incorpore a la agenda de la sesión 525 del Pleno de la Asamblea Nacional.

La medida consiste en no solo reconocer la crisis humanitaria que existe en la hermana república, sino en declarar que existe y por tanto debe ser señalada.

Dado el estrecho vínculo entre los gobiernos de Ecuador y Venezuela durante el mandato de Correa, el tema no se abordó.

Apenas ayer, cuando se anunció la emisión de la orden de prisión preventiva contra el ex presidente ecuatoriano, Nicolás Maduro se solidarizó con él.

Flores es integrante del partido CREO, que se presentó en las últimas elecciones presidenciales y dio como resultado un voto tan ajustado que los simpatizantes permanecieron tres días en las afueras del Consejo Nacional Electoral exigiendo transparencia en el recuento de votos; el reclamo del supuesto fraude electoral llegó a la OEA.

Pese a que ganó el partido de gobierno y está al mando quien fue vicepresidente de Correa, Lenin Moreno, la división dentro del partido y la creciente enemistad entre Moreno y Correa, ha permitido que haya cada vez más críticas y ahora reconocimientos públicos -y posiblemente estatales- de los atropellos del proyecto regional del socialismo del siglo XXI.

El promotor del debate, Juan Fernando Flores, es presidente de CREO Latino, enfocado en América Latina, el Caribe y África. Es decir, se enfoca en la población migrante y el impacto de políticas externas hacia el pais y la región.

Adicionalmente, es integrante de la Red Latinoamericana de Jovénes por la Democracia, presidida por la reconocida cubana y perseguida política, Rosa María Payá.

Frente a la Asamblea, explicó que no es un problema que afecta únicamente a los venezolanos, sino que hay 300.000 ecuatorianos en Venezuela que padecen la falta de suministros básicos.

En solidaridad con ellos, la mayoría de los parlamentarios mostraron su respaldo para que Ecuador dé un paso hacia la visibilización de un problema que aqueja la región.

También es un indicador de autonomía. Los promotores de la Patria Grande de Bolívar, de la mano del socialismo del siglo XXI, reiteran constantemente el término soberanía, pero no lo permiten entre sus integrantes.

Al reconocer Ecuador que en Venezuela hay un problema, no tendrá que ser más cómplice del hambre y la necesidad padecida por los venezolanos y los ecuatorianos que ahí residen.

Al final del 2017, Venezuela fue denominado el único país occidental en listado internacional de crisis humanitaria, según la ONG internacional ACAPS.

Afganistán, Bangladesh, Libia, Mali, Myanmar, República Centroafricana, República Democrática del Congo, República del Congo, Somalia, Sudán del Sur y Yemen, países asechados mayormente por guerras civiles, están en la misma lista que Venezuela por la crisis que atraviesan.

Es decir, el impacto del sistema de gobierno en Venezuela ha sido tan devastador como una situación de conflicto armado.

Y es que, de acuerdo a la ONG humanitaria de la Iglesia Católica Cáritas, solo la cantidad de niños con riesgo de morir por desnutrición llega a 300 mil (equivalente al total de ecuatorianos que habitan en suelo venezolano).

La misma organización asegura que la mitad de los niños venezolanos sufre de desnutrición.

Susana Raffalli, representante de Cáritas en Venezuela, indicó que en agosto pasado, declararon la emergencia humanitaria, puesto que “el 33% de la población infantil ya presenta retardo en el crecimiento. Este daño tanto físico como mental les acompañará toda su vida. Es irreversible ya. Están condenados a ser retardados”.

“Si la amenaza que genera niños gravemente nutridos aprieta más y no hay capacidad para salvarlos, morirán muchos. Eso es emergencia humanitaria”, dijo a través de Twitter.

Ahora, Ecuador está a un paso de reconocerlo.

Comentarios