Juicio político contra Trump potencia su respaldo: recaudó 156 millones

"Trump tendrá más recursos para usar antes y de manera más agresiva que cualquier otro candidato en la historia", dice exasesor principal de Obama

675
Trump inició su campaña presidencial en Florida, donde apeló a refugiados de regímenes socialistas: Cuba, Nicaragua y Venezuela. (WikiCommons)

Donald Trump supera a cualquier candidato en la historia, y a todos los candidatos demócratas juntos, en cuanto a fondos recaudados a su favor. Falta un año todavía para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre del 2020, pero los esfuerzos para colaborar con los candidatos ya empezaron.

El resultado de que el Partido Demócrata dirigiera sus esfuerzos en dimitir al presidente Trump por medio de un juicio político, fue que descuidaron la recaudación de fondos para la campaña presidencial de sus candidatos.

Así lo afirma la National Public Radio. A raíz del juicio político contra Trump, hubo un efecto rebote. La persecución política contra su candidato, hizo que los votantes republicanos potencien su respaldo al partido y a su principal candidato: Trump. Recaudaron más que todos los candidatos presidenciales del partido demócrata juntos.

Senador Bernie Sanders: $ 25.3 millones.
Alcalde Pete Buttigieg: $ 19.1 millones.
Senadora Kamala Harris: $ 11.6 millones.
Senador Cory Booker: $ 6 millones.

El lunes 30 de septiembre terminaron las recaudaciones del tercer trimestre del año. Una vez publicadas las cifras de ambos partidos en disputa, la campaña de Trump y el Comité Nacional Republicano mostró una cifra recaudada de $ 125 millones de dólares.

«Trump tendrá más recursos para usar antes y de manera más agresiva que cualquier otro candidato en la historia».

Al respecto, Dan Pfeiffer, exasesor principal de Obama, dijo: «Esto debería ser una señal de alarma para despertar. Trump tendrá más recursos para usar con anticipación y de manera más agresiva que cualquier otro candidato en la historia».

NPR comparó la recaudación actual con lo conseguido por el expresidente Barack Obama y el Comité Nacional Demócrata. En el primer trimestre para de la reelección del 2011, reunieron aproximadamente $ 70 millones; menos de la mitad recaudada por Trump y el partido republicano.

Y si se suman los montos recaudados en los tres trimestres de este año, la campaña de Trump tiene más de $ 300 millones de dólares.

El precandidato demócrata de filiación socialista, Bernie Sanders encabeza la lista de donaciones del Partido Demócrata. Ostentó en redes sociales que «la clase billonaria debería estar muy, muy nerviosa. El pueblo trabajador de este país está listo para una revolución política».

Ante lo cual un usuario le replicó que explique por qué dirigía sus críticas hacia los billonarios y ya no hacia los millonarios, como lo hacía Sanders antes de volverse millonario.

Frente a la pregunta sobre el origen de su patrimonio que supera las siete cifras, Sanders responde: «Escribí el libro mejor vendido». Y agrega: «Si escribes el libro más vendido, también puedes ser millonario«.

Es decir, mientras cuestiona la riqueza ajena, responde con desdén que basta con escribir un libro para hacerse millonario, postura económica que criticaba hasta que no le convino a su discurso.

En vista de su reciente deterioro de salud (falla cardiaca), Sanders puso en pausa su candidatura y se perfila Joe Biden, que fue vicepresidente de Obama, como favorito entre los demócratas, dada su experiencia en la Casa Blanca.

El Partido Democrata acusa a Trump de querer desprestigiar a Biden, por medio de peticiones de que sea investigado por unas supuestas conversaciones que tuvo con Ucrania en vísperas de las elecciones del 2016, abusando así de su poder como vicepresidente para ejercer influencia.

Como represalia, el Comité Nacional Demócrata ha empezado el interrogatorio para dimitir al presidente Trump, lo cual califica él como un golpe de Estado.

Trump acusa que el juicio político que busca su dimisión en realidad no está apuntado a él como individuo ni como político sino un “golpe” que pretende “quitar al pueblo su poder, su voto, sus libertades, su Segunda Enmienda, religión, ejército, muro fronterizo y sus derechos otorgados por Dios como ciudadanos de Estados Unidos”.

A pocos meses de las elecciones presidenciales, el Partido Demócrata, que goza de una mayoría en el Congreso, estaría usando su poder para iniciar una investigación de juicio político para desprestigiar a su principal rival.

Mientras tanto, el Partido Demócrata se muestra fragmentado, con más de 20 aspirantes a la presidencia, menos fondos recaudados que su rival y su principal candidato perfilado por el presidente.

La evidencia apunta al hecho que los demócratas buscan remover a su principal rival de la carrera presidencial a toda costa, antes que él haga lo mismo con ellos.

Cuando comenzamos el PanAm Post para tratar de llevar la verdad sobre América Latina al resto del mundo, sabíamos que sería un gran desafío. Pero fuimos recompensados por la increíble cantidad de apoyo y comentarios de los lectores que nos hicieron crecer y mejorar.

¡Forma parte de la misión de difundir la verdad! Ayúdenos a combatir los intentos de silenciar las voces disidentes y contribuye hoy.

Contribuya hoy al PanAm Post con su donación

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento

Boletín electrónico

¡Recibe lo último de PanAm Post por correo electrónico!

Nunca compartiremos tu correo electrónico con nadie.