Tiranía parlamentaria «opositora» en Venezuela aprueba diálogo con chavismo silenciando a disidentes

(Asamblea)
Desde la Asamblea Nacional se aprobó el apoyo a la traición en República Dominicana. (Asamblea)

Este martes 28 de noviembre se aprobó en la Asamblea Nacional de mayoría «opositora» un acuerdo en respaldo al diálogo con la dictadura.

No obstante, fue una decisión tiznada de autoritarismo desde la misma «presunta oposición».El encuentro se tiene previsto para el  primero y dos de diciembre en República Dominicana.

«Aprobado por mayoría en votación nominal Acuerdo de la Consulta Nacional para el Rescate de los Derechos a través de un Proceso de Negociación», se lee en la cuenta de Twitter de la Asamblea.

Pero este acuerdo trascendió sin un debate previo. A la denominada Fracción 16 de Julio, cuyos diputados han asumido una posición disidente al diálogo, no se le permitió intervenir.

«Niegan a la Fracción 16 de Julio el derecho a la palabra. Impiden que nos expresemos desde el Parlamento. Nuestra posición sigue siendo una: no al diálogo cuando las condiciones no están dadas», dijo el diputado de Alianza Bravo Pueblo —el partido de Antonio Ledezma—, Richard Blanco, y líder de la fracción. Habló desde los jardines del recinto.

Primero la diputada Mariela Magallanes, de La Causa R, presentó la propuesta de acuerdo —pero se debe destacar que horas antes había rechazado el diálogo porque en los encuentros no se exigía la derogación de la Asamblea Nacional Constituyente—.

Posteriormente, cuando empezó la votación, hubo un momento de tensión. Estudiantes que se encontraban en el hemiciclo gritaban «diálogo es traición»; también los diputados, pero luego fueron silenciados.

Aunque la «oposición» tiene 112 curules en el Parlamento, el acuerdo solo recibió el respaldo de 82. Otros tres se salvaron. La mayoría diputados de los partidos que están participando en —y apoyan— el diálogo en República Dominicana: Voluntad Popular, Primero Justicia, Acción Democrática, Un Nuevo Tiempo, Avanzada Progresista, etcétera.

No hubo debate antes de la votación. Y, de esa forma, la misma Asamblea Nacional opositora violentó el reglamento interior y de debates. Esto fue denunciado por Richard Blanco y por toda la Fracción del 16 de Julio.

Richard Blanco señalò que la nueva, democrática, opositora y unitaria Fracción 16 de Julio, en respeto y acuerdo al mandato popular de más de 7,6 millones de ciudadanos en la consulta popular de este año, fija posición al respecto: al informe presentado y a la negociación.

Luego continuó con las  condiciones que exigen para que se dé un verdadero diálogo en el país. «Creemos que con este régimen no hay nada que hablar. Esperamos que esta reunión en República Dominicana no termine con el mismo fracaso de diálogos anteriores, donde, por cierto, hubo similares representantes y condiciones», dijo el diputado y líder del partido de expreso político y alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma.

«Entre las condiciones para ir al diálogo debe declararse de inmediato la emergencia humanitaria para alimentos y medicinas y asegurar que cualquier ayuda humanitaria que sea destinada a Venezuela se coordinada y dirigida por una administración distinta al régimen», espetó.

Reacciones a la tiranía opositora

Muchos condenaron lo que la misma oposición hizo desde lo que se suponía que era el último vestigio de República que quedaba en el país. El reconocido activista social Julio Jiménez «Coco», comparó la arbitrariedad de este martes con lo que antes hacía el chavismo cuando el Parlamento era presidido por el diputado Diosdado Cabello.

«Fue una acción ilegal y antidemocrática, al mejor estilo de Diosdado cuando presidió la Asamblea Nacional. Es absolutamente imposible que la conducción de la sociedad hacia la democracia la dirijan seres antidemocráticos y despóticos», escribió Julio Jiménez en sus redes sociales.

También se expresó el empresario y miembro de la novel alianza Soy Venezuela, Victor Maldonado: «Esos asesores [refiriéndose a los que acompañan a los que dialogarán en República Dominicana] son corresponsables del autoritarismo parlamentario que aprobó, sin debate, el acuerdo sobre la decisión que los autoriza a ellos mismos a entregar el país«.

Otro que se pronunció fue el histórico dirigente Enrique Aristeguieta Gramcko, quien dijo con ironía: «Por lo visto hoy a la Asamblea Nacional solo asistieron dos diputados de la oposición».

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento