Protestas en todo Brasil rechazaron cambios a ley anticorrupción

2
ley auto amnistía
Los manifestantes están descontentos luego de que la Cámara Baja del Congreso aprobara el martes pasado varias enmiendas a un importante proyecto de ley contra la corrupción. Dicen que los políticos tratan de intimidar a los investigadores. (Nación)

Diferentes ciudades en Brasil se convirtieron en escenario de protestas contra la corrupción en dicho país.

Aunque las manifestaciones no fueron tan numerosas como las que hubo en 2015 contra Dilma Rousseff, las mayores marchas ocurrieron en el distrito de negocios de Sao Paulo y en la playa de Copacabana, en Río de Janeiro.

Los movimientos que organizaron las marchas evitaron enfocar sus críticas sobre el presidente Michel Temer; y por el contrario, prefirieron poner la atención hacia el titular del Senado Renan Calheiros y contra los diputados que votaron por la ley de auto amnistía.

Muchos manifestantes también pedían la eliminación de los fueros privilegiados, que impiden que políticos con cargos vigentes sean juzgados por la justicia ordinaria.

 

Los carteles contenían mensajes como “¡Afuera los ladrones!” y “Todos somos Sérgio Moro”, el juez a cargo de la histórica investigación Lava Jato, que ha enviado a prisión a decenas de políticos y empresarios.

Los manifestantes están descontentos luego de que la Cámara Baja del Congreso aprobara el martes pasado varias enmiendas a un importante proyecto de ley contra la corrupción. Dicen que los políticos tratan de intimidar a los investigadores.

“Los políticos, que están siendo investigados, diluyeron la propuesta de ley” aseguran los manifestantes, pues controversialmente incluyeron en el proyecto la perspectiva de duros castigos para los jueces y fiscales que abusan de sus poderes.

En respuesta, el equipo de procuradores de la operación Lava Jato amenazó con renunciar y, casi en simultáneo, Calheiros intentó que el Senado votara el polémico proyecto en forma urgente, lo que desató la furia de muchos brasileños que en la noche del miércoles pasado realizaron un cacerolazo en señal de protesta.

El proyecto aún necesita ser aprobado por el Senado antes de que se convierta en ley.

Según el diario O Globo hubo marchas en 18 estados provinciales del país (son 27 en total). Solo que en algunos lugares la protesta se limitó a puñados de manifestantes que caminaban detrás de una bandera y una pancarta.

Fuentes: BBC; Clarín

Comentarios