EEUU y Rusia definen el futuro de Venezuela en Italia

Italia se ha convertido en una "piedra en el zapato" para que en la UE se profundicen las sanciones contra la dictadura.

4.203
Ningún representante de Venezuela estará presente en dicha reunión. (Wikimedia)

Estados Unidos mueve sus fichas para presionar la salida del régimen de Nicolás Maduro. El enviado especial de EE. UU. para Venezuela, Elliott Abrams, se reunirá en Roma con el viceministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Riabkov para hablar sobre la situación venezolana.

Con este viaje a Roma, Abrams no solo buscaría lograr un acuerdo con Rusia, sino que también buscaría presionar a Italia, país que se ha convertido en una «piedra en el zapato» para que en la Unión Europea se profundicen las sanciones contra Maduro.

Estados Unidos, Rusia e Italia se reunirán para hablar del país suramericano sin ningún representante de Venezuela presente.

Estados Unidos ha aumentado en los últimos días sus denuncias contra Rusia por su respaldo a la dictadura de Maduro, y el pasado lunes acusó a Moscú de «intervencionismo» por seguirle apoyando mientras que Washington y otros 50 países han reconocido a Juan Guaidó como presidente encargado de Venezuela.

«Rusia también ha creado esta crisis. Por sus propias razones, está torpedeando los sueños y esperanzas democráticas del pueblo venezolano», dijo el lunes el secretario de Estado de EE. UU., Mike Pompeo, en una conferencia de prensa:

Moscú, como La Habana, sigue proporcionando cobertura política al régimen de Maduro mientras presiona a otros países para que ignoren la legitimidad democrática del presidente interino Guaidó.

Esta semana, además, el Departamento del Tesoro de Estados Unidos sancionó al banco ruso Evrofinance Mosnarbank por ayudar a la dictadura chavista a eludir las sanciones económicas impuestas contra Caracas, a través de la utilización de la criptomoneda «petro».

Por su parte, Rusia ha dejado claro su respaldo al régimen de Maduro. El viceministro de Exteriores señaló: «Plantearemos con insistencia a EE. UU. todas nuestras posiciones, incluida la inadmisibilidad de una intervención militar y, en general, de la injerencia exterior ilegal y de las presiones contra el Gobierno legítimo».

Tanto Rusia como Italia han fungido como una especie de «salvavidas político» para Maduro. Por un lado, Rusia respalda económicamente a la dictadura, mientras que Italia evita reconocer a Juan Guaidó como presidente de Venezuela y retrasa las sanciones.

Rusia y sus intereses económicos

Analistas internacionales aseguran que Rusia sigue respaldando a Maduro no solo para aumentar su presencia en América Latina e incomodar a Estados Unidos, sino también porque Venezuela le ha otorgado millonarias concesiones en materia financiera.

La petrolera rusa Rosneft ha canalizado más de 17.000 millones de dólares en préstamos al régimen chavista durante la última década. Lo anterior mientras que la empresa europea ganó tres millones de toneladas de petróleo en 2017 de sus operaciones en Venezuela. En general, Rusia ha invertido en muchas industrias venezolanas, desde banca hasta ensamblaje de autobuses. Al mismo tiempo, Venezuela ha sido uno de los mayores compradores de armas rusas entre los países latinoamericanos.

Debido a estas deudas y otros lazos económicos, Putin se ha visto obligado a respaldar a Maduro, pues podría pensar que si el presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, asume el poder, los que apoyaron a Maduro probablemente serán expulsados, y el acceso privilegiado de Rusia a los campos petroleros de Venezuela sería revocado.

Italia con Maduro

Elliott Abrams se reunirá con funcionarios italianos, entre ellos Pietro Benassi, asesor diplomático del primer ministro de Italia, Giuseppe Conte, para presionar al Gobierno italiano con el objetivo de que se una a favor de la democracia en Venezuela.

Hay que recordar que la Unión Europea está resquebrajada y aún no logra una posición unitaria en relación con reconocer a Juan Guaidó como presidente de Venezuela y con la posibilidad de emitir mayores sanciones contra la dictadura.

Un reportaje del diario ABC de España revela que la posición de Italia estaría relacionada con las relacionadas de este país con el Gobierno de Putin, las cuales van «viento en popa».

Cuando comenzamos el PanAm Post para tratar de llevar la verdad sobre América Latina al resto del mundo, sabíamos que sería un gran desafío. Pero fuimos recompensados por la increíble cantidad de apoyo y comentarios de los lectores que nos hicieron crecer y mejorar.

¡Forma parte de la misión de difundir la verdad! Ayúdenos a combatir los intentos de silenciar las voces disidentes y contribuye hoy.

Contribuya hoy al PanAm Post con su donación

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento