Instituto militar en Guatemala castiga embarazos y homosexualidad

1

El reglamento interno del instituto de corte militar Adolfo V. Hall, de Guatemala, se encuentra vigente desde 1986 y penaliza con expulsión el que una alumna quede embarazada y el homosexualismo, denunciaron este lunes diputados de la Comisión de la Juventud del Congreso, que es conformada por legisladores de todos los partidos políticos del país centroamericano.

Alejandra Carrillo, integrante de la citada sala de trabajo, afirmó que una investigación reveló que en el reglamento del Instituto “está vigente la expulsión por estado de gravidez y homosexualidad”, y este lunes el viceministro de la Defensa afirmó que ellos no avalaron ese reglamento.

“Muchos niños y niñas han sido víctimas de expulsión, seríamos ingenuos al creer que no han expulsado a nadie desde 1986, año que entró en vigencia el reglamento; creo que esto violenta los derechos constitucionales y es discriminatorio”, dijo la legisladora.

La congresista dijo que el reglamento pone la homosexualidad y el embarazo al mismo nivel de delitos como robo o hurto, ya que quien los cometa también será expulsado. “Es decir que se compara un delito como robar a estar embarazada o tener una orientación sexual distinta”, dijo.

Carrillo afirmó que cree que el reglamento es ilegal y por esa razón colocará un amparo este martes junto a organizaciones de mujeres.

Parte del reglamento donde especifica las sanciones al momento de quedar embarazada. (Soy502)
Parte del reglamento donde especifica las sanciones al momento de quedar embarazada. (Soy502)

Óscar Cossio, viceministro de la Defensa, afirmó que el reglamento interno del Instituto Adolfo V. Hall tiene anexos en los que se establece la tabla de sanciones, y en ellos se menciona que si alguna alumna queda embarazada “por protegerla a ella y la vida del bebé no es conveniente que siga en el lugar por el entrenamiento que se practica allí”.

Cossio dijo que están evaluando el reglamento actual y reconoció que viene desde 1986, y por un incidente en el que una menor fue abusada sexualmente en el Instituto Adolfo V. Hall del Sur, cuando se vieron obligados a ponerle una mayor atención al asunto.

“Estamos evaluando el reglamento de manera que tenga participación del Ministerio de Educación, la Secretaría Presidencial de la Mujer y la Secretaria contra la Violencia Sexual y Trata de Personas, a manera que se pueda reformar. Las modificaciones que sean necesarias las vamos a hacer”, dijo el funcionario.

Héctor Canto, viceministro Técnico de Educación, dijo que el reglamento no fue autorizado por el Ministerio de Educación porque la ley no lo faculta para hacerlo, ya que cada dependencia tiene sus normas.

“El Ministerio de Educación certifica el pensum de estudio. Naturalmente ese reglamento necesita una revisión, se hará un trabajo coordinado y estoy seguro que los ministerios están en la mejor disposición de hacer ese trabajo para garantizar los derechos”, dijo Canto.

Fuente: Guatevisión, Soy502.

Comentarios