Izquierda colombiana se fragmenta: Robledo acusa a Petro de ser santista

1.707
Robledo
Robledo es senador del MOIR, movimiento que quiere instaurar el comunismo en Colombia. (Twitter)

La división de la izquierda en Colombia de cara a la carrera presidencial en 2018 se hace notable en cada jugada política. Esta vez, Jorge Robledo, Senador por el Polo Democrático y quien hace parte de la Coalición Colombia que busca una candidatura de centro izquierda llamó a Gustavo Petro, exalcalde de Bogotá, -conocido también por su filiación con la izquierda- santista. La declaración causó conmoción al interior de la izquierda al asegurar que Robledo vive en un mar de contradicciones y radicalismos.

¿Qué significa ser santista?

El santismo en Colombia se concreta en un apoyo a las políticas adoptadas por el Gobierno de Juan Manuel Santos que se encuentran respaldadas por la Unidad Nacional, conformada por un conjunto de partidos políticos oficialistas cada uno con sus propias ideologías que se reúnen en apoyo al mandatario colombiano. Entonces, la determinación de Robledo en calificar a Gustavo Petro de “Santista” significa una fuerte división entre los políticos y una imposible alianza entre distintos de sectores representativos de la izquierda en el país. En 2014, un tuit del exalcalde de Bogotá dejo en evidencia el malestar de Petro con el Gobierno de Santos luego de que fuese destituido e inhabilitado por la Procuraduría General de la Nación en cabeza del hoy precandidato conservador Alejandro Ordóñez para ejercer cargos públicos por 15 años, quien en su momento aseguró que con esa decisión el Gobierno de Juan Manuel Santos había violado sus derechos fundamentales.

Posteriormente, Petro se ha referido en múltiples decisiones del Gobierno Santos en las que el exdirigente se ha manifestado en pública oposición, menos en lo que concierne al acuerdo Santos-FARC, los únicos reparos que ha señalado es dejar a un lado el “Neoliberalismo” en la implementación de la paz. Sin embargo, no ha sido claro cuando se refiere a este tema, lo que sí es cierto es una férrea oposición al capitalismo y a la economía de mercado.

La pugna Robledo-Petro no es nueva, A pesar de haber sido compañeros en ese partido, en 2016 Robledo señalaba que el Polo Democrático a través de Clara López hoy precandidata presidencial y el Senador Iván Cepeda querían trazar un puente de diálogo con Santos para el 2018, en lo que el Polo categóricamente dijo que no. A la afirmación, Petro repuntó,  que Robledo lo acusaba de haber salido de esa colectividad por un acuerdo con Juan Manuel Santos, pero según Petro él salió del Polo porque ese partido no había expulsado al hoy condenado, por corrupción, exalcalde de Bogotá Samuel Moreno Rojas.

Petro se refería a Samuel Moreno exalcalde de Bogotá (2008-2011) quien fue condenado junto con su hermano Iván Moreno por el ‘carrusel de la contratación’.

 

A la acusación de ser santista, Gustavo Petro dijo que el sectarismo de Robledo oscurecía su inteligencia.

Robledo indicó que la Coalición Colombia en la que hace parte Sergio Fajardo y Claudia Lopez, saca a flote a los “santistas y uribistas” de todo tipo al verse molestos. “Lo rabones que se ven nuestros contradictores, santistas y uribistas de todos los tipos, los defensores del país inicuo montado por los mismos con las mismas, los que nos quieren regresar al bipartidismo y el Frente Nacional.”

Sin dejar de lado a Humberto de la Calle, exjefe negociador del Gobierno con las FARC a quien también calificó de ser santista.

Coalición Colombia

La Coalición Colombia que busca poner un candidato de centro-izquierda para la presidencia en 2018 acordó finalmente que el candidato presidencial será el exalcade de Medellín, Sergio Fajardo. En la coalición convergen los movimientos políticos; Polo Democrático, Partido Verde y el grupo significativo de ciudadanos de Fajardo, Compromiso Ciudadano. Una de las grandes molestias que tiene Gustavo Petro es que no ha sido recibido en esa coalición ni ha sido escuchado, el exdirigente político ha insistido que el país necesita una gran alianza de movimientos de izquierda para llegar a la segunda vuelta y lograr la presidencia para el otro año, así como una fuerte presencia de candidatos de izquierda en el legislativo.

El dirigente del Polo Democrático ha ratificado que no le interesa una coalición con Petro ni con el incipiente partido de la Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC). En entrevista para El Nuevo Día dijo, “Es que nos quieren imponer a la brava que nos tenemos que unir de determinada manera. Pero he sido claro y se lo repito: no veo en mi proyecto ni a Gustavo Petro ni a las FARC.”

Quedan dudas si en el escenario que la Coalición Colombia no alcance a llegar a segunda vuelta con Fajardo y Petro sí lo haga como independiente ¿habrá una posible alianza? Por su parte, Claudia López ha insistido que la coalición entre el Partido Verdes y el Polo Democrático es de centroizquierda, y que Petro no tendría lugar por representar una izquierda radical.

Comentarios