Moreno avanza a favor de la libertad con reformas de la Ley de Comunicación

El presidente ecuatoriano anunció que venderá medios incautados y eliminará Supercom, el organismo del corresísmo que coartaba la libertad de prensa

128
“La libertad de expresión es un derecho que no debe ser objeto ni de control ni de vigilancia, sino de protección por parte del Estado” (Wikimedia)

El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, continúa desmontando los proyectos políticos del expresidente Rafael Correa y avanzando a favor de la libertad. Esta vez, el mandatario anunció que ha decidido reformar la Ley Orgánica de Comunicación de su predecesor, que era utilizada para vigilar, castigar y controlar a la prensa independiente.

Moreno explicó que su intención es optimizar el sistema de comunicación ofreciendo “plenas garantías para interactuar” en la generación, difusión y recepción de información; y para ello, enviará el próximo viernes 18 de mayo a la Asamblea Nacional un proyecto de ley enmarcado en los instrumentos internacionales de derechos humanos.

La Ley de Comunicación actual “tiene aspectos fundamentales y necesarios para nuestra sociedad”, afirmó el Jefe de Estado señalando la importancia de que se mantenga la protección de menores, el fomento intercultural y plurinacional y la protección de comunicaciones personales, entre otros.

Sin embargo explicó que en esa misma ley hay aspectos “que definitivamente deben ser reformados y en otros casos, eliminados”.

Supercom, el organismo coercitivo del correísmo que será suprimido

Una de las prioridades de Moreno, es la eliminación de la  llamada “Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom)” que coartó la libertad de expresión y pensamiento durante los últimos años de la administración de Correa, mediante la imposición de restricciones, numerosas multas y demandas que condujeron a la reducción de personal e incluso al cierre de distintos medios independientes .

Cabe destacar, que según un informe de la ONG Fundamedios, desde que entró en vigor dicha ley,hasta la llegada de Moreno a la presidencia ( en mayo de 2017), la Supercom procesó  1.081 casos en contra de medios y periodistas, de los que 675 terminaron en sanciones. y se recaudaron en multas al menos unos 531 mil dólares.

“La libertad de expresión es un derecho que no debe ser objeto ni de control ni de vigilancia, sino de protección por parte del Estado”, afirmó el presidente.

Moreno decide vender medios incautados por el gobierno en el pasado

Otro de los cambios que anunció el jefe de Estado ecuatoriano, es la venta de medios de comunicación que fueron incautados en el pasado y que actualmente están bajo el control del Gobierno.

“Estos medios no pueden seguir en manos del Estado porque, además, fueron un instrumento de confrontación y ataque a la ciudadanía crítica”, dijo.

Según la ONG ya mencionada que defiende la libertad de expresión, el Estado controla unos treinta medios de comunicación entre canales de televisión, radios y diarios; la mitad de ellos fueron incautados a finales de la década de 1990 tras una crisis bancaria.

“Las auditorías realizadas por la Contraloría General del Estado y los análisis que se han llevado a cabo revelan que la gestión y administración de los medios incautados (en el gobierno anterior) fueron totalmente deficientes”, informó Moreno.

Los cambios que porpone Lenín Moreno evidencian una vez más la disposición del mandatario de serpararse de las malas políticas de su predesor acabando con ellas y dirigiendo al país hacia una nueva etapa de mayor libertad.

Comentarios