Aumenta represión en Nicaragua: 8 muertos a vísperas de nuevo diálogo

La sed de represión de la dictadura de Ortega alcanzó la vida de un bebé de tan solo 14 meses de edad.

113
“Hay una salvaje represión, hay ejecuciones, muerte, persecuciones, secuestros y un alto riesgo que puede tener un mayor derramamiento de sangre”. (Wikimedia)

Este lunes 25 de junio el Gobierno y la oposición tienen previsto volver a setarse en la mesa diálogo nacional a pesar de que la represión es cada vez más fuerte. Tan solo el último fin de semana se contabilizaron ocho personas fallecidas, incluido un bebé de tan solo 14 meses de nacido.

“Disparan a matar, están masacrando a la gente, a los jóvenes, estamos sitiados, es una guerra desigual”, denunció durante una transmisión en vivo en Facebook uno de los jóvenes manifestantes mientras se escuchaban disparos.

Siete de los asesinados de este fin de semana se registraron en Managua, capital de Nicaragua, y otro en la ciudad de Masaya, cuna de la rebelión contra el presidente Daniel Ortega.

Bala perdida

El bebé murió el sábado 23 de junio en Managua tras ser alcanzado por un disparo en la cabeza. Según relató la  madre del bebé, Karina Navarrete, caminaba por la calle junto a su familia cuando comenzaron “a rafaguearnos y solo el niño resultó herido”.

“La policía disparó, lo vi: eran policías y comenzaron a disparar (…) Estoy esperando que se haga justicia”, aseguró.

Según organismos de la niñez, de los más de 210 fallecidos registrados durante estos últimos dos meses de crisis en el país, al menos 17 de ellos han sido menores de edad.

“Hay una salvaje represión, hay ejecuciones, muerte, persecuciones, secuestros y un alto riesgo que puede tener un mayor derramamiento de sangre”, denunció el director de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos, Álvaro Leiva.

19 detenidos en menos de 24 horas

Desde que iniciaron las protestas antigubernamentales el pasado mes de abril, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ha contabilzado más de 500 detenidos de forma ilegal, y el número continúa incrementándose.

Tan solo entre la noche del pasado sábado (23) y la mañana del domingo (24) la CPDH contabilizó 19 nuevas capturas sin órdenes de detención.

El pasado viernes 22 de junio la CIDH ya había advertido ante la Organización de los Estados Americanos (OEA) que poco a poco los ataques y las amenazas contra los manifestantes han ido en aumento, y que una de las técnicas represivas que están utilizando los policías y los paramilitares progobierno es precisamente la detención arbitraria y las torturas durante la aprehensión.

Este lunes se espera que se pueda conseguir un avance entre el Gobierno y la oposición para evitar que continúen los tratos inhumanos contra la población civil.

Sin embargo, el régimen ya ha demostrado que prefiere seguir asesinando inocentes antes que entregar el poder; además, es importante recordar que el presidente aún no ha aceptado formalmente la propuesta de democratización que  le entregaron los obispos para avanzar en las negociaciones, lo que podría leerse como nulo interés de parte de la dictadura para negociar sobre la anticipación de las elecciones.

Comentarios