Macri contra la Corte: cree que dilatan juicio contra Cristina

El oficialismo considera que el máximo tribunal utilizó un recurso técnico para extender un posible fallo contra la expresidente. ¿Razones políticas y temor ante un posible regreso?

355
«Queremos que no haya impunidad», dijo el presidente argentino esta tarde. Los destinatarios del mensaje: los miembros de la Corte Suprema de Justicia. (Fotomontaje PanAm Post)

«Todos queremos progresar, trabajar, poner nuestro granito de arena y que eso sea reconocido. Queremos que no haya impunidad. Lo que todos queremos es trabajo y no impunidad. Queremos una oportunidad de demostrar lo que valemos y no que aquel que no se esfuerza tenga siempre algún beneficio y algún privilegio. Esa no es la Argentina que soñamos la mayoría, la mayoría de ustedes que se levanta todos los días a trabajar en silencio, sin pedir sacarle una ventaja a alguien», las palabras de Mauricio Macri de esta tarde no dejan dudas. El presidente argentino le envió un mensaje directo a la Corte Suprema de Justicia, enojado.

Para el gobierno, la máxima autoridad judicial podría estar especulando con los tiempos de una de las principales causas contra Cristina Fernández de Kirchner, posiblemente por temor a un regreso de la exmandataria en las elecciones de este año. El 21 de mayo era la fecha pautada para el inicio del juicio oral contra CFK por la corrupción en la obra pública, pero la Corte, sorpresivamente, le pidió el expediente al Tribunal Oral Federal 2. ¿El motivo o la excusa? La Corte buscaría de esta manera evitar los pedidos de nulidad, en una causa que lleva una larga historia de recursos y planteos presentados por la defensa. El momento para la jugada, los resultados de las últimas encuestas y la cercanía con la fecha límite para presentar las candidaturas forman un cóctel ideal para comprender las sospechas que salen de la Casa Rosada.

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario

Lo cierto es que, en concreto, la decisión del máximo órgano de justicia de Argentina se traduce en la postergación de un proceso que podría poner a la exmandataria en aprietos. Por lo tanto, la causa se verá más adelante, ya con un panorama más claro sobre la candidatura de la procesada, que al día de hoy lidera las encuestas de opinión.

Laura Alonso, titular de la Oficina Anticorrupción, consideró la medida como «escandalosa» y acusó a Alberto Fernández, que está de regreso junto a la exmandataria, de ser el responsable en las sombras de una operación política. Según la funcionaria, la resolución de la Corte es sinónimo de «impunidad» para la expresidente.

¿Una estrategia que se fue de las manos?

Durante los primeros tres años de gobierno de Mauricio Macri existió la sospecha en el mundo político que había una intención de hacer desfilar a Kirchner por los tribunales, pero no cerrar ninguna causa. Mantenerla multiprocesada, pero sin condena. En libertad y haciendo política. Según esta teoría, la idea era recordarle constantemente a la opinión pública la corrupción de los últimos 12 años, pero manteniendo viva a Cristina Fernández. La finalidad no deja mucho a la interpretación: utilizar como jefa de la oposición a una dirigente repudiada por la mayoría de los argentinos. La división del voto no macrista entre kirchneristas y no kirchneristas fue para el gobierno una clara estrategia hasta este momento. Sin embargo, la crisis económica hizo que la exmandataria perfore el techo que tenia hasta ahora y resurja con posibilidades de ganarle a Cambiemos las elecciones.

Si Macri la quiso libre y ahora se queja porque le salió mal la estrategia, queda a la interpretación de cada uno. Si Cristina remontó realmente su imagen negativa y puede ganar un balotaje se verá a fin de año. Pero parece que lo que no se verá, por ahora, es el inicio de uno de los juicios que más podían complicar a la expresidente.

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento