El ABC de la “batalla política” entre los hermanos Keiko y Kenji Fujimori

La lucha por el liderazgo político entre los hermanos Fujimori logró lo impensable; que Keiko Fujimori líder del Partido de derecha, Fuerza Popular, se uniera con la izquierda para vacar al actual mandatario el próximo 22 de marzo

752
“Keiko no le perdona a PPK haber ganado la Presidencia y haber indultado al señor Alberto Fujimori” (PanAm Post)

Una riña familiar por poder y liderazgo en Perú empieza a desmoronar al fujimorismo. El indulto a Alberto Fujimori fue el punto de partida para que los hermanos Kenji y Keiko, inicien una batalla política sin precedentes.

El próximo 22 de marzo se discutirá en el Congreso del Perú, la vacancia (destitución) del presidente Pedro Pablo Kuczynski (PPK), que de acuerdo con analistas políticos, no es más que una venganza de Keiko Fujimori contra PPK.

Al parecer, la lucha por el liderazgo político entre los hermanos Fujimori logró lo impensable, Keiko Fujimori líder del Partido de derecha, Fuerza Popular, se uniera con la izquierda para vacar al actual mandatario el próximo 22 de marzo; esto mientras Kenji decidió apoyar al oficialismo tras el indulto arreglado a favor de su padre.

Luis Nunes, doctor en Ciencias Políticas y analista político en el Perú aseguró que la moción de vacancia no es más que una venganza por parte del fujimorismo.

“Esta es la segunda parte de esta telenovela que tenemos desde diciembre, donde la fuerza fujimorista específicamente la señora Keiko no le perdona a PPK haber ganado la Presidencia y haber indultado al señor Alberto Fujimori; lo cual de cierta manera saca a Keiko del foco, y deja el liderazgo fujimorista en manos del propio Alberto y su hijo Kenji”; señaló.

El abogado y analista político, Andrés Calderón, profesor e investigador de la Universidad del Pacífico, señaló a PanAm Post  que sin duda Keiko ve amenazado su liderazgo ante su hermano Kenji y aprovechará la posible vacancia del 22 de marzo para ver cómo “queda parado el partido Fuerza Popular”.

“Creo que sí, hay algo de que Keiko Fujimori se vio amenazada por la libertad que PPK le dio a Alberto Fujimori porque siente que perderá liderazgo, internamente se intensificaron las discrepancias por la actitud rebelde que ha mantenido Kenji”; señaló.

Kenji, el “vengador antiKeiko”

Todo “estalló” con el intento de vacancia contra PPK que se dio en diciembre. El mandatario Kuczynsk habría decidido liberar a Alberto Fujimori si Kenji y sus aliados se independizaban de Fuerza Popular e impedían la destitución.

Solo nueve votos separaron al mandatario peruano de una vacancia en diciembre, que lo convertiría en el líder “más grande” de América Latina en caer por el caso Odebrecht.

La salvación, estuvo principalmente adentro del partido opositor y fujimorista Fuerza Popular, pues contra todo pronóstico diez de sus congresistas se abstuvieron y decidieron seguir la línea de Kenji Fujimori (hermano de Keiko) por ser cercanos a él.

El abogado y analista Diethell Columbus, director del Instituto Peruano de Estudios Gubernamentales y Sociales dijo a PanAm Post que fue el fujimorismo —específicamente Kenji—, el que salvó a PPK de su vacancia.

“Se puede decir que paradójicamente el fujimorismo salvó a PPK, Kenji llamó a sus más cercanos para hacerlos cambiar de posición, quien salvó al presidente, fue Alberto Fujimori a través de los congresistas de Fuerza Popular”; aseveró.

Esta situación fue el punto de partida para que la familia Fujimori se fragmentara. Kenji fue expulsado del partido y Keiko mantuvo la cabeza del partido Fuerza Popular.

El analista Andrés Calderón señaló que Keiko puede sentir que su hermano Kenji y su padre Alberto tienen un liderazgo mayor.

“El hermano menor quiere obtener mayor protagonismo que el que no pudo tener adentro de Fuerza Popular, y hoy en día lo está teniendo gracias a su buena relación con el gobierno y gracias a que renunció a su partido, pues al hacerlo, Fuerza Popular perdió la bancada mayoritaria en el Congreso”; señaló Calderón.

Y es que recientemente se conoció que el bloque independiente de Kenji Fujimori ya cuenta con al menos 12 congresistas a su favor, con la gran posibilidad de que el número de miembros aumente a 16. El hermano menor de los Fujimori asegura que “pronto formará un partido político propio”.

A este grupo independiente, Kenji le llama los Avenger, “los Vengadores” en su traducción en español; cada vez que se suma un nuevo dirigente al equipo, el menor de los hermanos Fujimori presenta una caricatura con las características de los personajes de Marvel.

El pasado 28 de enero se conoció la encuesta GFK la cual reveló que Kenji Fujimori registra una mejor aprobación que Keiko. Kenji, logró aumentar 12 puntos porcentuales y ahora alcanzó 39 % de aprobación a su labor.

“Sin duda Kenji está en mejor posición que Keiko en este momento; el único, o quizás uno de los pocos dirigentes politicos que han visto incrementada su aprobación popular ha sido él”; señaló Calderón.

El especialista dijo que no cree que Kenji se postule en caso de existir elecciones presidenciales —luego de la posible vacancia a PPK—; pero considera que en los comicios del 2021 posiblemente Kenji se postule sin importar las aspiraciones de su hermana; sería el candidato del dictador Alberto Fujimori.

“Para Kenji y Alberto Fujimori, estaría primero el hecho de consolidar su protagonismo de esta nueva bancada alternativa y mirar cuál es su posición de aquí al 2021”; sentenció.

Fuerza Popular, un partido debilitado

El especialista Andrés Calderón señaló que principalmente el partido Fuerza Popular de Keiko Fujimori quedó debilitado por “dos cosas”:

“Por un lado, Fuerza Popular enfrentó una vacancia frustrada donde PPK no fue vacado, y por el otro porque perdió congresistas de la facción que lidera Kenji, quedando sin la mayoría simple adentro del Congreso”; señaló.

“Pero además Fuerza Popular también está enfrentando una investigación fiscal por el caso Lava Jato, eso los compromete aún más porque a la opinión pública le cuesta creer que ellos estén luchando contra la corrupción; manejan una doble cara, son inflexibles con el gobierno, pero en relación con los señalamientos por el caso Odebrecht, se muestran más permisivos”; expresó.

Y es que mientras Keiko Fujimori es investigada por presuntamente haber recibido aportes ilícitos de Odebrecht para su campaña presidencial, a Kenji no lo han vinculado con este caso porque nunca tuvo lidrazgo adentro del partido naranja.

 

Comentarios