Fiscalía de Perú anuncia investigación a expresidentes por caso Odebrecht

El fiscal José Domingo Pérez las indagaciones preliminares contra los exmandatarios Alejandro Toledo, Pedro Pablo Kuczynski, y Alan García.

72
Ahora los tres exmandatarios son formalmente investigados en el marco del caso Lava Jato. Toledo se encuentra prófugo de la justicia peruana, mientras que PPK tuvo que renunciar a la Presidencia. (PanAm Post)

Finalmente el Ministerio Público de Perú anunció el inicio de la investigación preliminar por el caso Odebrecht que vincula a los expresidentes Alejandro Toledo, Pedro Pablo Kuczynski y Alan García.

Ahora los tres exmandatarios son formalmente investigados en el marco del caso Lava Jato. Toledo se encuentra prófugo de la justicia peruana, mientras que PPK tuvo que renunciar a la Presidencia.

Este domingo 10 de junio, el fiscal José Domingo Pérez informó que la investigación surge tras la declaraciones ofrecidas por Jorge Barata, exrepresentante de Odebrecht en Perú y principal testigo del caso.

“Todas las partes fueron notificadas de las respectivas disposiciones que incluyen la programación de diversas diligencia”, señala el Ministerio Público.

Barata señaló que Odebrecht aportó USD $8,4 millones a campañas políticas en el país suramericano entre los años 2006 y 2014, una revelación que prácticamente salpicó a toda la clase política peruana.

El exsuperintendente afirmó que los aportes se hicieron principalmente en efectivo, con fondos del Departamento de Operaciones Estructuradas no contabilizados –de donde salió el dinero para los pagos ilegales– y no a través de un banco por dos motivos: la legislación peruana no lo permitía y los beneficiarios no querían que se supiera que la empresa los estaba apoyando. Esta explicación fue común a todos los aportes revelados.

Barata afirmó en su declaración ante fiscales peruanos en Sao Paulo (Brasil) que Odebrecht aportó a la campaña presidencial de Keiko Fujimori del 2011. También dio detalles de las contribuciones que la constructora hizo a las campañas del mismo año de Pedro Pablo Kuczynski y Alejandro Toledo; de Alan García del 2006; y habló sobre la campaña contra la revocación de Susana Villarán como alcaldesa de Lima, en el 2013.

Previamente, Barata ya había ratificado que Odebrecht entregó USD $3 millones a la campaña de Ollanta Humala del 2011.

Pedro Pablo Kuczynski

En el interrogatorio, Barata también confirmó aportes ilícitos a la campaña de PPK en 2011, oportunidad en la que perdió las elecciones. Indicó que dieron USD $300.000 en efectivo y en partes, y que la recepción de los aportes estuvo en manos de Susana de la Puente, quien lo visitó en su oficina, le solicitó el aporte y recibió el efectivo.

De la Puente es conocida por ser una de las principales consejeras del ahora oficialista partido Peruanos por el Kambio (Ppk) y fungió también como embajadora del Perú en Reino Unido.

Alan García

El exrepresentante de Odebrecht en Perú también reveló que en la campaña del 2006 al único candidato al que apoyaron económicamente fue al expresidente Alan García Pérez, que resultó vencedor en esa elección.

A García le entregaron USD $200.000 en efectivo, por intermedio de Luis Alva Castro, exministro, exdiputado, excandidato presidencial y conocido dirigente aprista. Al igual que con Keiko Fujimori, Barata precisó que no entró en contacto con el candidato.

Además, recordó que en una oportunidad, en 2008 o en 2009, en una reunión en Palacio de Gobierno con Marcelo Odebrecht, Alan García agradeció el apoyo de la empresa: “No fue un agradecimiento al aporte que habíamos hecho, fue un agradecimiento en general”.

Alejandro Toledo

Durante el interrogatorio, Barata señaló que en 2011 Odebrecht aportó USD $700.000 a la candidatura del expresidente Alejandro Toledo por el partido Perú Posible.

Las entregas del dinero, que sí era en efectivo, se coordinaron y entregaron a su jefe de seguridad, Avraham Dan On. Barata explicó que con Toledo fueron más generosos porque ya era conocido y tenían una historia con él.

Ollanta Humala: “hasta el cuello”

Odebrecht habría aportado al menos USD $3 millones para financiar la campaña presidencial del exmandatario peruano Ollanta Humala en 2011.

El exejecutivo de Odebrecht en Perú, Jorge Barata, ratificó a los fiscales peruanos que entregó dicha cantidad a Humala por orden de su entonces jefe, Marcelo Odebrecht.

Barata señaló que el aporte al expresidente surgió debido a la exigencia del Partido de los Trabajadores de Brasil (PT), liderado por Luiz Inácio Lula da Silva.

Explicó que la entrega de ese dinero se hizo de la siguiente manera: USD $2 millones en efectivo a Nadine Heredia, esposa de Humala, a través de varias remesas. Estos pagos se hicieron en la vivienda de propiedad de Humala, ubicada en el lujoso departamento de Miraflores.

También explicó que si bien al principio él era quien le comunicaba a Heredia sobre el dinero que debía entregarle para la campaña, luego ella misma lo llamaba para presionarlo por la entrega de recursos.

Tanaka y Bedoya, los intermediarios de Keiko

Jorge Barata confesó que Odebrecht aportó en total USD $1,2 millones a la candidatura de Keiko Fujimori en las elecciones de 2011.

El exsuperintendente de Odebrecht en Lima precisó que en un inicio aportó USD $500.000 a la campaña fujimorista por intermedio de Jaime Yoshiyama Tanaka, entonces secretario general y jefe de campaña de Fuerza 2011, y Augusto Bedoya Cámere, exministro de Transportes durante la dictadura fujimorista y uno de los que habría financiado el viaje de Alberto Fujimori de Japón a Chile, en 2005.

Barata puntualizó que en ningún caso, salvo con Humala, entró en contacto o habló de los aportes con los candidatos. “No me comuniqué con Keiko Fujimori, todo se hizo a través de Yoshiyama y Bedoya”, aclaró.

Las reacciones sobre lo declarado por Barata no se hicieron esperar. Keiko Fujimori dijo que no recibió tal dinero ni de “Marcelo Odebrecht ni de su empresa”, y señaló que Yoshiyama viajó al extranjero “por pocos días”.

Comentarios