Profesor acusado de lavar dinero en EEUU sería socio del testaferro de Maduro

Las cuentas de donde provenía el dinero robado de Venezuela estaban en manos de una "supuesta empresa de alimentos" de un empresario colombiano.

7.156
Alex Saab sería el socio del profesor implicado en lavado de dinero venezolano. (PanAm Post)

Un profesor universitario en Estados Unidos fue acusado de lavar unos tres millones de dólares ligados a sobornos y fraudes del chavismo en Venezuela. Todo indica que estaría vinculado al testaferro de Nicolás Maduro, el colombiano Álex Saab.

Bruce Bagley, exprofesor de la Universidad de Miami, es experto en narcotráfico y crimen organizado en Latinoamérica. Al parecer utilizó sus conocimientos para participar en una trama millonaria de lavado de dinero.

El catedrático de 73 años, enseñaba estudios internacionales en la Universidad de Miami y escribió el libro “Tráfico de drogas y crimen organizado en las Américas: tendencias principales en el siglo XXI”. Además es colaborador de varias revistas sobre el tema.

Bagley fue arrestado en Miami y será acusado en Nueva York por conspirar para lavar las ganancias de un esquema venezolano de sobornos y corrupción en Estados Unidos, entre noviembre de 2017 y abril de 2019. De ser declarado culpable podría cumplir una condena de hasta 20 años de prisión.

Según Bloomberg el profesor compareció ante un tribunal federal en Miami el lunes, tal como consta en los registros judiciales, y fue liberado con una fianza de USD$ 300 000 firmada por su hijo y su hija.

La Universidad de Miami, donde Bagley es profesor de estudios internacionales, dijo que fue puesto en licencia administrativa después de que la escuela se enteró de sus acusaciones.

De acuerdo con el fiscal que lleva el caso Geoffrey Berman, el profesor estadounidense abrió una cuenta bancaria en Estados Unidos en 2017 y empezó a recibir cientos de miles de dólares mensualmente proveniente de cuentas en Suiza y Emiratos Árabes Unidos, propiedad de un ciudadano colombiano.

Según las investigaciones Bagley se quedaba con el 10 % del dinero que recibía (unos 25 mil dólares) y posteriormente emitía un cheque por el monto restante a un socio que retiraba el dinero en efectivo. Para justificar dichas transacciones logró conseguir contratos falsos con los que respaldaba la procedencia del dinero.

Bloomberg señala que la descripción de la compañía de Bagley, que no figura en los documentos judiciales, coincide con Bagley Consultants Inc., una corporación desaparecida de Florida creada por el profesor en 2005.

“Los criminales emplean un sinfín de métodos para lavar las ganancias de sus crímenes, pero para tener éxito, precisan una manera de esconder y mover su dinero (…) Bagley, un profesor estadounidense, contribuyó a la actividad ilegal en el extranjero, llevada a cabo contra el pueblo venezolano, al facilitar acceso a fondos obtenidos ilícitamente y al beneficiarse de su rol en el crimen”, apuntó el jefe del FBI en Nueva York, Bill Sweeney.

Incluso después de que la cuenta bancaria se cerró por actividad sospechosa en octubre de 2018, Bagley abrió una segunda en diciembre, donde recibió dinero en dos ocasiones diferentes, dijeron los fiscales.

Según Bloomberg, las cuentas de donde provenía el dinero estaban en manos de una «supuesta empresa de alimentos» y una empresa de gestión de patrimonio.

En el documento de acusación, la Fiscalía estadounidense señala como «socio» a un colombiano; sin embargo, aunque no es mencionado con nombre y apellido, las autoridades de Estados Unidos están tras la pista del colombiano Alex Saab, mejor conocido como el testaferro de Nicolás Maduro, por presuntamente estar vinculado y al servicio de una red ilegal que ha lavado dinero del erario público de Venezuela. El diario colombiano El Espectador, relaciona el caso.

Estados Unidos asegura que Saab creó un esquema de corrupción que se aprovechó del hambre de los venezolanos y corrompió el programa estatal de alimentación para lavar dinero. En Colombia, la Fiscalía lo señala de realizar exportaciones e importanciones ficticias a través de varias compañías, entre ellas la textilera Shatex, lo que le permitió lavar activos por cerca de USD$ 25 000 millones.

¿Socio del testaferro de Maduro?

El pasado 22 de mayo se conoció que el Gobierno de Estados Unidos le imputaría cargos criminales a Alex Naím Saab, testaferro de Nicolás Maduro, tras lucrarse con el programa de comida subsidiada CLAP y aprovecharse de la crisis humanitaria que enfrentan los venezolanos.

Todo indica que el profesor Bruce Bagley, estaría vinculado al principal testaferro de Maduro quien le ha facilitado la multiplicación de su fortuna a costa del dinero público de los venezolanos.

Saab fue identificado en investigaciones de Armando.info como uno de los beneficiados en la importación irregular de alimentos a sobreprecio para el programa estatal de los Comité Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP).

Este sistema establecido por el régimen abastece de ciertos productos de la cesta básica alimentaria a hogares, a un costo subsidiado, a través de divisas preferenciales para la compra e importación de los productos alimenticios en el exterior.

Saab, logró venderle alimentos a Venezuela por más de 200 millones de dólares en una negociación aprobada con la firma de Nicolás Maduro. Los productos fueron pagados con dólares preferenciales, pero facturados con sobreprecio.

El presunto testaferro de Maduro también es la pieza clave en un misterioso esquema comercial creado por Maduro y Recep Tayyip Erdogan para enriquecerse a costa del oro robado y de la comida subsidiada.

Explica Bloomberg que Saab y otros cómplices «han modernizado sus empresas criminales para adaptarse a los desafíos y oportunidades».

El sistema de «oro por alimentos» es un esquema de varias empresas multinacionales destinado a ocultar el flujo de dinero y bienes, dicen los investigadores.

«El oro se envía a Turquía y se convierte en efectivo, que paga los alimentos. Algunos alimentos se envían desde Turquía, según las personas involucradas en la organización de envíos, pero gran parte de estos se obtienen en México. Antes de enviarlo a Venezuela, su valor se infla, lo que permite a las personas involucradas en el esquema obtener dinero de las transacciones», explicó a Bloomberg el diputado venezolano Carlos Paparoni.

El legislador explicó que las empresas que Saab ha establecido para cumplir con los contratos de alimentos están en manos de asociados de confianza y se han registrado en México, Venezuela, Hong Kong y Turquía; justamente los lugares de origen de los productos importados.

Cuando comenzamos el PanAm Post para tratar de llevar la verdad sobre América Latina al resto del mundo, sabíamos que sería un gran desafío. Pero fuimos recompensados por la increíble cantidad de apoyo y comentarios de los lectores que nos hicieron crecer y mejorar.

¡Forma parte de la misión de difundir la verdad! Ayúdenos a combatir los intentos de silenciar las voces disidentes y contribuye hoy.

Contribuya hoy al PanAm Post con su donación

Suscríbase gratis a nuestro boletín diario
Suscríbase aquí a nuestro boletín diario y nunca se pierda otra noticia
Puede salirse de la lista de suscriptores en cualquier momento

Boletín electrónico

¡Recibe lo último de PanAm Post por correo electrónico!

Nunca compartiremos tu correo electrónico con nadie.