El narcotráfico convierte a México en el tercer país más peligroso del mundo

10
violencia en México
Para la consultora británica, el débil Estado de Derecho y el sometimiendo del Gobierno por bandas criminales ha sido detonante primordial para el incremento de la violencia en México. (La Primera Piedra)

México es actualmente el tercer país más peligroso del mundo debido a la violencia que genera el crimen organizado. El país azteca se ubica por encima de siete países que se encuentran en guerra, como Iraq y Siria.

Este dato se desprende del Índice Global de Criminalidad 2016, que es elaborado por la consultora Verisk Maplecroft. La lista es encabezada por Afganistán como el país más peligroso a nivel mundial; le siguen Guatemala, México, Iraq y Siria, mientras que más abajo se encuentran Venezuela, El Salvador, Somalia y Pakistán.

En el documento se puntualiza que la violencia en México es generada por los cárteles de la droga, que también ha generado delitos como el secuestro, el robo, la extorsión y el asesinato. Para agravar la situación, según  el informe, el país azteca no cuenta con un Estado de derecho fuerte, lo que genera pérdidas millonarias.

“En México y Centroamérica, Verisk Maplecroft identifica la prevalencia de las organizaciones de narcotraficantes como el principal motor de la delincuencia, que se estima que costará a estos países hasta US $200 mil millones al año. La presencia generalizada de cárteles de la droga ha estimulado algunos niveles más altos de las rutas de transporte de drogas a los consumidores de las economías desarrolladas”, detalla el informe.

Según la consultora británica, la violencia en México se sustenta en una crisis institucional que es derivada de un Estado de derecho débil, y el que los grupos criminales ya hayan sometido al Gobierno a sus intereses.

 

“La proporción abrumadora de la delincuencia en México se centra en el altamente lucrativo tráfico de drogas, que también ha tenido serias consecuencias para el Estado de derecho, debido a la coerción del gobierno, el poder judicial y las fuerzas de policía locales por las poderosas organizaciones de narcotráficantes”, indica Verisk Maplecroft.

Para el analista de esta consultora, Grant Sunderland, los avances que el Gobierno de Peña Nieto ha tenido en el tema de seguridad se han devuelto, “y las tasas de homicidios han comenzado a subir una vez más”.

En esta lista también se encuentran países latinoamericanos como El Salvador, Colombia y Venezuela, calificados como de “riesgo extremo”, lo que convierte a la región de América Latina en la más peligrosa del mundo si se trata de delitos con violencia.

Fuente: The Huffington Post México

Comentarios