Tensa calma en Nicaragua por histórico paro nacional

El paro ha sido masivo, no solo bancos, gasolineras, taxistas y comercios se han sumado, según sindicatos de docencia a la huelga también se unió un 76,5 % del profesorado.

148
Tras casi dos meses de protestas contínuas con innumerables enfrentaientos y desmedida represión por parte de las fuerzas de choque del régimen, el país hoy amanece en una tensa calma. (Twitter)

Tras 57 días de la crisis más grave en la historia reciente de Nicaragua, los ciudadanos optan por un método de protesta que no se había utilizado desde hace cuarenta años, y realizan un paro nacional que durará todo este jueves 14 de junio.

La convocatoria que busca ejercer mayor presión sobre el Gobierno de Ortega podría tener consecuencias impredecibles, tanto pata la economía como para la política de ese país, pero ante la urgencia de “democratización y justicia” por los 154 fallecidos confirmados por el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, esta parece ser la mejor opción.

¿Quiénes se han sumado al paro nacional?

Para que la protesta tenga éxito la es necesario que la mayor cantidad de personas y empresas se sumen al paro. La alianza opositora en Nicaragua, que agrupa a empresarios, estudiantes y sectores de la sociedad civil, pidió el cierre de todas las actividades económicas, a excepción de los servicios básicos y preservación de la vida.

Asimismo, se animó a los empleados públicos a sumarse de forma masiva para que no pudiesen tomar represalias contra todos.

Bancos, gasolineras, taxistas y comercios se han sumado al paro, y según los sindicatos de la Junta de Personal Docente, en Educación Infantil y Primaria se consiguió que se uniera a la huelga el 76,5 % del profesorado.

De acuerdo con el diario La Prensa, los trabajadores públicos son los que se han movilizado este jueves, en “escasas unidades de transporte interurbano” que tienen orden de circular con normalidad.

“Esto está sin gente, pero nosotros estamos obligados a ir a dar clases”, comentó una docente de Chinandega que prefirió mantenerse en condición de anonimato por seguridad.

Así amanece Nicaragua

Tras casi dos meses de protestas continuas, con innumerables enfrentamientos y desmedida represión por parte de las fuerzas de choque del régimen, hoy el país amanece en una tensa calma.

Pasos vehiculares que en los últimos días se han visto congestionados, hoy amaneceieron poco transitados.

Una de las estaciones de autobuses más concurridas de la capital con tan solo unas pocas personas.

Y, como era de esperarse, la mayoría de comercios se sumaron bajando por 24 horas las rejas de sus negocios.

Comentarios