Régimen de Maduro vuelve a agredir a diputados y periodistas

La dictadura chavista se sigue exhibiendo como lo es: un proceso bárbaro y en contra de principios civiles

375
El régimen de Nicolás Maduro, representado en el coronel Lugo, volvió a exhibir su lado más bárbaro en contra de los diputados y la prensa. (SNTP)

Nuevamente la tiranía chavista de Nicolás Maduro expuso su talante criminal: el del régimen y sus esbirros.

Agredieron a los diputados de la Asamblea Nacional de Venezuela. Agredieron a los periodistas. Destruyeron sus equipos. Atentaron, nuevamente, contra la sociedad. Un suceso que recuerda, por supuesto que en menor grado, los asaltos al Parlamento del año pasado, cuando la dictadura dejó ensangrentados y a punto de morir a varios asambleístas.

Para la sesión de este martes, los diputados tenían previsto discutir el embargo a PDVSA por parte de la empresa ConocoPhillis y el “evento político a realizarse el 20 de mayo”. Hasta el momento del receso, el debate no estaba teniendo cobertura de los medios porque el destacamento de la Guardia Nacional Bolivariana de la Asamblea, comandado por el coronel Bladimir Lugo —el mismo que a finales de junio del año pasado empujó y gritó al expresidente del Parlamento, Julio Borges— impedía el ingreso de los periodistas al recinto.

Durante la pausa el diputado del partido Voluntad Popular, Winston Flores, se dirigió hasta la entrada del Palacio para mediar a favor de que pudieran entrar los medios a cubrir la sesión.

“El diputado Winston Flores denunció que el comandante del destacamento de la GNB del Palacio Federal Legislativo, coronel Lugo, lo agredió físicamente cuando intentaba negociar el ingreso de la prensa a la Asamblea”, se lee en la cuenta del Parlamento.

Los funcionarios de la Guardia y el coronel Lugo empezaron a agredir, no solo al diputado Flores, sino al resto de los parlamentarios, a los periodistas y a sus equipos. Y, a la pelotera, se sumaron miembros paramilitares del Estado, que atacaron y amenazaron a varios representantes de la prensa.

“Iba entrando porque los diputados me dijeron que entrara con ellos. Entonces los diputados me llevan y la Guardia no nos dejaban pasar. En eso, nos abrieron el paso y ahí el coronel Lugo me agarró la cámara, en el forcejeo; y la agarró y la batió contra el piso. Con maldad”, cuenta el camarógrafo del medio Venevision, José Rivas, a quien agredieron por intentar proteger la cámara.

Fue la exhibición de la barbarie y fueron los mismos que ya antes habían atentado contra la civilidad. Como denunció el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa, se trata de la sexta vez que el destacamento de la Guardia pretende impedir, de forma ilegal, que una sesión de la Asamblea tenga cobertura de los medio.

“Aquí estamos en la sesión del día de hoy. Lamentablemente no dejaron entrar a los medios. Aquí está uno de los camarógrafos de Venevision, que fue golpeado. Esto es injusto y totalmente ilegal“, dijo al respecto el diputado de Avanzada Progresista, Richard Blanco.

Por último, los diputados advirtieron que, frente a la escena de violencia, el coronel Bladimir Lugo pretende denunciar a los diputados y a los periodistas “ante la fiscalía por violencia física a su persona y a funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana”.

A días del inmenso fraude electoral en Venezuela, el régimen de Nicolás Maduro ha vuelvo a exhibir su carácter. Las agresiones a los diputados y a la prensa, a quienes pretende suprimir, reafirman que el proceso del próximo 20 de mayo no será sino una estafa.

Comentarios